Bogotá. Este viernes se cumple el plazo que entregó Guillermo Silva, ministro instructor en el juicio de extradición de Manuel Olate Céspedes, para que la Fiscalía de Chile decida si lo entrega a las autoridades de Colombia, que los señalan de ser uno de los colaboradores de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC).

Asimismo, la Procuraduría General de Colombia confía en que se revertirá la declaración de ilegalidad que hizo la Corte Suprema de las pruebas que sustentan el pedido de extradición del chileno, por lo tanto, piden que la decisión chilena se postergue hasta que el recurso de reposición presentado haya sido respondido.

Situación que complica a Olate y su defensa, puesto que el fallo chileno podría salir antes que se resuelva la reposición en Colombia.

Según el diario La Segunda de Chile, ésta es la última estrategia para revertir la calificación de ilícita que pesa sobre la obtención de los correos electrónicos de Raúl Reyes, donde se menciona a "Roque", un supuesto financista de la guerrilla que según Colombia es Olate.

En el máximo tribunal chileno se estima que un recurso de reposición como el del procurador colombiano podría revocar la resolución de la Corte Suprema de ese país, lo que a su vez dejaría en un complejo escenario a Olate.