El gobierno nacional consideró este jueves que no es necesaria la intervención de algún país para el proceso de liberación de los secuestrados.

El ministro del Interior, Germán Vargas Lleras, dijo que el ministerio de Defensa ha previsto toda la logística pertinente para que se den esas liberaciones sin mayor retraso.

"No se deben buscar más pretextos o excusas para dilatar la entrega de los secuestrados", sostuvo.

Sin embargo, Vargas no descartó que se permita la intervención "logística" de algún país para que se facilite el proceso de entrega.

"Si fuese necesario por alguna circunstancia particular y la logística la participación de Brasil, pues tampoco habría inconveniente", señaló.

En el mismo sentido, Vargas manifestó que confianza debe existir entre las partes para la liberación, toda vez que "en ocasiones anteriores la logística que compromete el Gobierno para las liberaciones" resulta suficiente".