Numar Ballen Hernández, alias 'Bernardo' o 'Cotrino', encargado de las finanzas de la columna móvil 'Teófilo Forero Castro' de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC), y uno de los 20 delincuentes más buscados en este país, decidió fugarse de la guerrilla y entregarse al Ejército.

Alias 'Bernardo', quien aprovechó un descuido para huir, se desempeñaba como quinto cabecilla y encargado de las finanzas de esa estructura subversiva, a la que había ingresado en 1999 cuando fue reclutado por el sujeto conocido al interior de las FARC con el alias de 'Caracho' e inició su prontuario delictivo como guerrillero raso.

Su habilidad para contribuir a las acciones delincuenciales, llevó a los cabecillas de las FARC a nombrarlo como comandante de escuadra de la cuarta compañía de la columna móvil 'Teófilo Forero Castro', cargo en el que duró por espacio de diez años.

Luego fue trasladado a la segunda compañía y tras la captura de alias 'Genaro', recibió la responsabilidad directa de las finanzas de la estructura armada ilegal, incrementando sus acciones extorsivas para aumentar los ingresos e imprimirle el dinero necesario a las FARC para la ejecución de acciones terroristas.

Durante su permanencia en las FARC realizó cursos de explosivos, primeros auxilios y participó en acciones terroristas como hostigamiento y ataques a las unidades del Ejército y a la población civil en sectores como Campo Hermoso, El Guayabo, El Progreso y Los Pozos en San Vicente Caguán, parte de la zona de despeje y el oriente del Huila.