Quito. El Gobierno de Colombia y el Ejército de Liberación Nacional (ELN) reanudaron este jueves un diálogo de paz en Quito con miras a alcanzar un nuevo cese al fuego bilateral y retomar la participación de la ciudadanía en el proceso.

Las partes volvieron a reunirse luego de que el presidente Juan Manuel Santos ordenó retomar de la negociación tras suspenderla a fines de enero por una escalada de ataques del grupo rebelde contra las Fuerzas Armadas y la infraestructura económica del país.

Santos decidió retomar los diálogos luego de que el ELN decretó una tregua unilateral, que permitió que las elecciones legislativas y las consultas presidenciales se desarrollaran en paz.

"Lo que queremos es que sea la fuerza de los argumentos la que prime y dejar atrás los argumentos de la fuerza, es decir que iniciemos realmente un diálogo constructivo", dijo el jefe del equipo negociador del gobierno, Gustavo Bell, a periodistas en una hacienda en las afueras de Quito, donde se desarrolla el diálogo.

La agenda del quinto ciclo de negociaciones que concluirá el 18 de mayo prevé retomar el trabajo para la participación de la ciudadanía en el proceso de paz, una evaluación del cese al fuego bilateral temporal que culminó a inicios de enero y buscar una nueva tregua.

Para el grupo guerrillero es importante que los temas que se abordan tengan una continuidad política, por el escenario de las próximas elecciones presidenciales en Colombia previstas para mayo.

"El propósito es avanzar en la agenda y dejar consolidado este proceso y que los resultados de las elecciones presidenciales no lleven a que se interrumpa el trabajo", dijo el jefe negociador del ELN, Pablo Beltrán.

Santos impulsó el diálogo con la segunda mayor guerrilla del país en un intento por poner fin por completo a la confrontación de más de medio siglo que ha dejado 220.000 muertos y millones de desplazados.