Naciones Unidas. Un informe de una comisión de Naciones Unidas que supervisa el cumplimiento de las sanciones contra Corea del Norte, indicó que más de 100 países podrían no estar haciendo lo suficiente para aplicar los castigos.

El último informe del Comité de Expertos sobre Corea del Norte para el Consejo de Seguridad de la ONU, al que Reuters tuvo acceso, dijo que 111 de los 192 Estados miembros del organismo - la mayoría naciones en desarrollo - no remitieron reportes sobre su aplicación de las dos resoluciones de sanciones contra el reclusivo país.

Tales resoluciones, adoptadas en 2006 y 2009, en respuesta a dos pruebas nucleares de Pyongyang, restringen los acuerdos de armas, prohíben el comercio de tecnología aplicada con fines nucleares y otras armas de exterminio e instaban a prohibir los viajes, congelar los bienes e impedir la importación de bienes de lujo norcoreanos.

Unos 30 países remitieron informes sobre su aplicación de la primera resolución de sanciones, la número 1718, pero no de la segunda, la 1874.

"Básicamente lo que nos dice es que hay mucho más trabajo que hay que hacer para aplicar las sanciones a Corea del Norte", dijo un diplomático del Consejo de Seguridad a Reuters, bajo la condición de mantenerse en el anonimato.

Otros enviados estuvieron de acuerdo. "A menudo los países en desarrollo simplemente no tienen los recursos para aplicar apropiadamente las sanciones", añadió, indicando que creaba puntos débiles potenciales y vacíos para que países como Corea del Norte, Irán u otros eviten las sanciones de la ONU.

El portavoz del Departamento de Estado de Estados Unidos, Mark Toner, dijo que las sanciones habían tenido éxito, como mostraban varias importaciones de productos prohibidos que Pyongyang trataba de transferir a otros países.

"Como con cualquier régimen de sanciones, podemos mejorar la aplicación y el informe de la comisión ofrece algunas recomendaciones útiles para reforzar el régimen de sanciones", aseveró Toner.