Bogotá. Organismos y personalidades en Colombia manifestaron este lunes su rechazo ante una masacre en el municipio El Tarra, departamento de Norte de Santander, en la que murieron siete personas y otras tres resultaron heridas.  

La Organización de las Naciones Unidas (ONU) en Colombia, a través de su cuenta de Twitter, pidió acciones rápidas de las autoridades para esclarecer este hecho violento en la región conocida como Catatumbo, fronteriza con Venezuela.

"Condenamos masacre perpetrada en Catatumbo, en El Tarra, y esperamos que se esclarezca, investigue, juzgue y sancione a los responsables", señaló el organismo.

El presidente electo, Iván Duque, también expresó su rechazo a la masacre ocurrida en un establecimiento de billares a donde varios hombres ingresaron y dispararon indiscriminadamente, según testigos.

La Asociación de Campesinos del Catatumbo difundió un comunicado confirmando la muerte de siete personas y exigiendo a las autoridades que investiguen y esclarezcan los hechos para la tranquilidad de los habitantes.

"Repudiamos asesinatos en El Tarra. Los principios de legalidad y justicia tienen que prevalecer en todos los rincones del país. Autoridades deben esclarecer quiénes son los responsables y capturarlos. Solidaridad con los familiares de las víctimas", señaló Duque en su cuenta de Twitter.

Por su parte el ex candidato presidencial y senador Gustavo Petro insistió en que mafias mexicanas están actuando en Colombia y tienen que ver con este y otros hechos violentos en el país.

"Dantescas imágenes de la masacre del Tarra en Norte de Santander. Un nuevo actor de la violencia: el narcotráfico con mando mexicano en Colombia. Está el nuevo gobierno preparado para detener esta nueva violencia? O sigue obsesionado en las Farc que se desarmaron?", escribió.

Desde hace más de cuatro meses en la zona del Catatumbo se han recrudecido los enfrentamientos entre la guerrilla del Ejército de Liberación Nacional (ELN) y un grupo conocido como "Los Pelusos", que hace parte del rebelde Ejército Popular de Liberación (EPL).

El conflicto entre estos dos grupos armados se centra en el control del territorio y las rutas del narcotráfico. Las autoridades no descartan que la masacre esté relacionada con esta situación que ha mantenido con temor a la población.

La Asociación de Campesinos del Catatumbo difundió un comunicado confirmando la muerte de siete personas y exigiendo a las autoridades que investiguen y esclarezcan los hechos para la tranquilidad de los habitantes.

"Estos hechos que siguen ocasionando desafortunados crímenes de campesinos de la región nos hacen rememorar los difíciles años de paramilitarismo y nos llenan de profundo dolor. A la vez nos llevan a exigir a las autoridades el esclarecimiento de estos hechos que llenan de miedo y zozobra a la población en general", señaló.

En el mismo documento la organización confirmó que una de las víctimas fatales era el líder social Frederman Quintero, quien actuaba como coordinador del comité veredal de la asociación de campesinos.

El colectivo hizo un llamado a los colombianos y a la comunidad internacional, especialmente a los países garantes del proceso de Paz en Colombia, a pronunciarse sobre este hecho que viola los Derechos Humanos y opaca la tranquilidad de todo el país.