El ministro del Ambiente, Manuel Pulgar-Vidal, afirmó hoy que la Conferencia de las Partes sobre el cambio climático (COP20), que se desarrolló en Lima, logró establecer un mecanismo institucional para las finanzas climáticas.

En ese sentido, indicó que como proceso se cumplió con el 100% de lo ofrecido desde un inicio, entre ellos, el acuerdo de los 194 países para cumplir los mandatos establecidos y para poner sobre la mesa el próximo año sus planes de mitigación y adaptación.

"En Lima se esperaba la capitalización del Fondo Verde para el Clima y todo un mecanismo institucional para las finanzas climáticas, no solamente se superó el monto, que llegó a 10,200 millones de dólares, sino que se lograron todos estos mecanismos de institucionalidad", precisó.

Pulgar-Vidal refirió que además se logró que el Fondo de Adaptación, que es más pequeño, alcance los 65 millones de dólares, gracias a un aporte de Alemania.

"Nunca en este proceso se había logrado que existiesen ya los elementos para ser negociados, la decisión de Lima tiene los elementos de negociación que es un gran logro. Todos reconocen que ese documento Llamado de Lima sobre Acción Climática es buenísimo", aseguró.

Dijo que para evitar el síndrome de Copenhague (Dinamarca), donde en 2009 las negociaciones fracasaron al querer imponer medidas a los países, se buscó realizar "un proceso distinto".

"La idea era construir desde las realidades domésticas (de cada país), saber cuánto pueden ofrecer y después discutimos que números adicionales ponemos, eso se llaman las contribuciones nacionales que presentan en marzo los países desarrollados", indicó.

En declaraciones a Radio Exitosa, refirió que aún no tiene claro si entregará la presidencia de la COP en París el 30 de noviembre del próximo año, pero dijo que Francia estaba "encantada" con todo lo avanzado en el Perú.

Asimismo, comentó que la infraestructura de la sede principal transmitía "confianza y transparencia", al tiempo que el buen clima permitió que los delegados y negociadores, terminaran más temprano.