El presidente de Ecuador, Rafael Correa, se refirió a las “ nuevas clases de golpes de Estado” y dijo que “se los quiere envolver en legalidad, pero lo que se hizo en Paraguay es absolutamente ilegal”.

“Esto no puede ser tolerado”, afirmó Correa en una entrevista con la TV Pública. En ese sentido, subrayó: “Vamos a dar una respuesta consecuente para que esta clase de acciones quede desterrada de una vez por todas de Latinoamérica”.

“¿Ustedes creen que es casualidad que en los últimos cinco años todos los intentos de desestabilización hayan sido con gobiernos progresistas?, se preguntó Correa.

Por otra parte, el mandatario se refirió a la prensa y djo que “América Latina está cambiando. Nos va muy bien, estamos enfrentando cosas y la prensa burguesa cree que hay que cambiar. Argentina es el país que más crece en América Latina pero todos los días tenemos que ver que nos dicen populistas y nos dan recetas”.

“Creo que entre los movimientos progresistas de América Latina nos unen muchísimas cosas y esos movimientos se basan en grandes valores de búsqueda de justicia social”, completó.