Santiago. El ex presidente chileno, Eduardo Frei Ruiz Tagle, se unió este miércoles a las voces que desde el gobierno y el parlamento exigen a Perú el fin de las disputas por límites como paso previo a la ejecución del fallo de la Corte Internacional de Justicia (CIJ).

"El fallo de La Haya dice claramente que el paralelo parte en el Hito 1, que fue establecido en el año 68 y 69 durante el gobierno del presidente (Eduardo) Frei (Montalva). Eso está claro, entonces ¿cómo van a decir que el territorio que está bajo ese paralelo va a ser territorio peruano? Es un absurdo", dijo Frei Ruiz Tagle.

"Aquí viene un acta de ejecución en que todo esto tiene que quedar claro: que no hay conflictos pendientes" entre ambos países, dijo el ex mandatario.

Llamó a que "de una vez por todas se terminen" los conflictos y que "Perú reconozca esta situación, que establezca la zona económica exclusiva y no la soberanía marítima, como dijo el presidente Humala en su discurso el día lunes, con lo cual confunde a la opinión pública peruana y crea nuevas expectativas".

El tribunal de Naciones Unidas definió el lunes que el límite marítimo comienza en el Hito 1 hasta las 80 millas, en respuesta a la demanda que entabló Perú en 2008.

"No han pasado dos días del fallo y ya estamos viendo nuevas situaciones. Vemos ayer al parlamento peruano, al presidente de la Comisión de Relaciones Exteriores, después la ministra, después distintas autoridades y Bolivia pidiendo que también actúen con equidad, con justicia, un fallo salomónico...¿Hasta cuándo?", dijo Frei.

"El Hito N°1 es el punto de inicio de la frontera marítima entre Perú y Chile", indicó la resolución.

Los jueces de la máxima instancia judicial de la ONU confirmaron las fronteras reivindicadas por Chile hasta las 80 millas y más allá de ese punto, dio razón a Perú hasta las 200 millas.

No obstante la determinación del Hito N° 1, un punto equidistante de la costa a partir del cual se establece la línea de frontera y que proyectada al límite marítimo da origen a una zona terrestre de al menos 3 hectáreas, se ha alzado como una zona en disputa por ambos países dada la distinta lectura que hacen ambos países.

El presidente chileno, Sebastián Piñera, reafirmó que tal zona es de jurisdicción chilena, en contraste con su colega Ollanta Humala que reivindicó esa zona bajo el argumento que La Haya no definió límites terrestres, los que a su juicio están explicitados en el Tratado de 1929, donde a juicio de Lima se define la línea fronteriza.

"No han pasado dos días del fallo y ya estamos viendo nuevas situaciones. Vemos ayer al parlamento peruano, al presidente de la Comisión de Relaciones Exteriores, después la ministra, después distintas autoridades y Bolivia pidiendo que también actúen con equidad, con justicia, un fallo salomónico...¿Hasta cuándo?", dijo Frei.

Ratificó que "no podemos seguir aceptándolo. Yo creo que Chile en esto tiene que ponerse tremendamente firme", exigió.

Según el ex jefe de Estado, el presidente Piñera y la futura presidenta Michelle Bachelet deben plantear con claridad esto a Humala en la reunión que sostendrán en Cuba en el marco de la Cumbre de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y del Caribe (Celac).

"Esto tiene que quedar absolutamente cerrado cuando se ejecute el fallo de La Haya, o si no hay que pedirle a las Naciones Unidas, bajo cuyo paraguas funciona la Corte Internacional, que tome una declaración clara y rotunda y establezca que ya se terminaron todos los temas pendientes", añadió Frei.