La Habana. Cuba propondrá a la II Cumbre de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (Celac) declarar a la región como "zona de paz", anunció hoy un alto funcionario cubano.

"Tenemos la intención y creemos que es de mucha importancia que en esta II Cumbre en La Habana se proclame a la América Latina y el Caribe como zona de paz", dijo a la televisión cubana el vicecanciller Abelardo Moreno.

Después de considerar que no es suficiente que la región sea zona libre de armas nucleares, Moreno dijo que la propuesta cubana debe ser examinada por los 33 jefes de estado o de gobierno de la Celac, cuya segunda reunión tendrá lugar en Cuba, los próximos días 28 y 29.

"Desde hace años, nuestra región es una zona libre de armas nucleares, después del Tratado de Tlatelolco que lo definió (en vigencia desde 1969), tratado del cual somos parte los 33 países de nuestra región. Pensamos que no es suficiente", señaló el viceministro.

"Creemos que es preciso (que) los jefes de Estado y gobierno de la región lleguen al acuerdo de que cualquier diferencia, cualquier conflicto, siempre se resuelva por las vías del diálogo, de la negociación y que nunca se llegue ni a la amenaza, ni al uso de la fuerza", agregó.

La propuesta cubana es uno de los 26 documentos especiales que negocian las cancillerías de los países miembros del bloque para que sean discutidos por los mandatarios en la Cumbre, además de la Declaración Política y el Plan de Acción para 2014.

Otros documentos están referidos al reclamo argentino sobre las islas Malvinas, el rechazo al bloqueo de Estados Unidos contra Cuba, la lucha contra el terrorismo, el papel de las transnacionales en la región, las políticas culturales y una enorme gama de temas que están ya en un proceso acelerado de negociación, apuntó Moreno.

Constituida en Caracas, en diciembre de 2011, la Celac agrupa a todos los países de la región, excepto Estados Unidos y Canadá.

Tuvo su primera cumbre en Santiago de Chile en 2012, cuando entregó la presidencia pro témpore a Cuba para 2013. En 2014, La Habana la traspasará a Costa Rica.