Corea del Norte realizó este miércoles un nuevo ensayo de un misil, que aparentemente explotó tras su lanzamiento y del que no se conocen sus características, según informaron las autoridades militares de Seúl y Washington.

El ensayo se habría realizado a primera hora con el proyectil desde un área cercana al aeropuerto de Kalma, en la ciudad de Wonsan, explicó el ministerio de Defensa surcoreano en un comunicado, el cual añadió que el misil "no fue disparado con normalidad", sin especificar más al respecto.

Seúl continúa analizando datos sobre el lanzamiento y el tipo de proyectil utilizado.

Fuentes del Ejecutivo japonés adelantaron en un principio que la prueba fallida se produjo sobre las 07.00 hora local de su país y que había incluido varios misiles en vez de uno solo, informó la agencia de noticias EFE.

Por su parte, el Comando del Pacífico de Estados Unidos expresó en otro comunicado recogido por la agencia Yonhap que el misil disparado hoy "aparentemente explotó a los pocos segundos del lanzamiento" y que trabaja con sus aliados en Seúl y Tokio para elaborar un análisis más detallado al respecto.

Este nuevo ensayo se produce en plena escalada de tensión en la península coreana a raíz de la última prueba armamentística del régimen que lidera Kim Jong-un del pasado 6 de marzo, en la que se dispararon cuatro misiles de medio alcance a aguas japonesas.

Ese último lanzamiento, coincidió con la primera reunión entre el jefe de la diplomacia estadounidense, Rex Tillerson, y el presidente chino, Xi Jinping.