El presidente Evo Morales informó que el ex presidente Carlos Mesa será la persona que explicará los argumentos jurídicos e históricos de la demanda judicial contra Chile en foros internacionales, mientras que en Bolivia, señaló, empezará un proceso de información a expresidentes, ex cancilleres, gobernadores y jefes de partidos políticos con representación parlamentaria y líderes sociales.

El ex presidente Mesa, historiador y periodista, fue invitado y aceptó la mañana de este lunes, afirmó, asumir la responsabilidad de explicar en el exterior la demanda presentada contra Santiago ante la Corte Internacional de Justicia (CIJ) en busca de una solución al diferendo arrastrado desde 1879, tras la invasión chilena y posterior guerra del Pacífico.

No asumirá el cargo de embajador itinerante como se había propuesto en un principio, pero formará parte del equipo de la Dirección Estratégica de Reivindicación Marítima (Diremar). “En los diferentes foros, eventos organizados por nuestros embajadores, cónsules, en todos los eventos, deberá explicar la parte jurídica e histórica para que Bolivia vuelva al mar con soberanía”, señaló.

El también expresidente Eduardo Rodríguez es el agente en el caso presentado en la CIJ el 24 de abril de 2013. Morales entregó el 15 de abril en el tribunal internacional la memoria de la demanda que apunta a lograr se obligue al demandado negociar de buena fe una salida al diferendo a partir de los derechos expectaticios que generó con ofrecimientos de solución.

En Bolivia también será encarada una estrategia de información a diferentes actores sociales, políticos y autoridades. Morales informó que para mañana fueron invitados los nueve gobernadores, dos de ellos opositores, para no solo informar sobre el curso de la acción nacional, sino también para, anticipó, recibir sugerencias y opiniones.

El presidente afirmó que la CIJ definirá la suerte de la demanda boliviana, por lo que evitó comentar los dichos del canciller Heraldo Muñoz en sentido de que está cerrado para siempre la posibilidad de una salida soberna para Bolivia.

El miércoles están convocados con similar fin ex presidentes y ex cancilleres, mientras que el vicepresidente Álvaro García, paralelamente, convocó para ese día a jefes de bancada y jefes de partidos políticos con representación parlamentaria. Los sectores sociales no están al margen de este proceso, ya que fueron invitados los dirigentes de la Central Obrera Boliviana (COB) y de la Coordinadora Nacional por el Cambio (Conalcam), que reúne a sectores afines al oficialismo.

El presidente afirmó que la CIJ definirá la suerte de la demanda boliviana, por lo que evitó comentar los dichos del canciller Heraldo Muñoz en sentido de que está cerrado para siempre la posibilidad de una salida soberna para Bolivia. "Estamos convencidos que corresponde a la Corte Internacional de Justicia hacer justicia con Bolivia", insistió.