Quito. En Ecuador se detuvieron a 50 policías acusados de rebelión contra el gobierno, tras la sublevación registrada el jueves pasado.

Los funcionarios fueron trasladados durante la noche de este martes a la Fiscalía General del Estado, donde deberán declarar sobre las acusaciones que se les formulan.

Previamente cumplieron arresto disciplinario en el Centro de Adiestramiento Canino en Quito donde se les retiró el armamento de dotación y sus uniformes, informó Agencia Andes.

Una fuente del Ministerio Fiscal dijo que no se descarta que este miércoles se realicen más detenciones.

Este martes también fue detenido el mayor retirado del Ejército, Fidel Araujo, quien aparece en un video en medio de las protestas instigando a los uniformados.

El fiscal de Pichincha, Marco Freire, informó que hoy se realizará la audiencia de formulación de cargo de todos los detenidos.