La Cámara de Diputados del Uruguay votará el miércoles un proyecto de ley que reserva el 8% de las vacantes laborales del Estado para afrodescendientes buscando revertir la exclusión social contra ese colectivo.

El texto, que luego analizará el Senado, contará con las adhesiones del oficialista Frente Amplio (FA) y del Partido Nacional (PN), principal de la oposición, adelantaron fuentes legislativas citadas hoy por la prensa local.

Para el diputado del PN, Pablo Abdala, es una inicativa que intenta "contemplar la situación de la población afrodescendiente en el entendido que ha sufrido discriminación, estigmatización y exclusión social a lo largo del tiempo".

La norma hace un reconocimiento histórico de la situación de "discriminación racial" contra ese grupo y fija un plazo de 10 años en el que el 8 por ciento de los cargos estatales estarán reservados para los afrodescendientes.

Para el sector privado se establecerá una bonificación adicional en la ley de promoción de las inversiones para las empresas que contraten trabajadores afrodescendientes.