Santiago. Los cuatro diputados chilenos que se sumaron a la huelga de hambre que llevan a cabo presos de la etnia mapuche -quienes exigen no ser juzgados bajo una polémica ley antiterrorista- fueron desalojados por la fuerza de de la cárcel de Temuco.

Los legisladores de oposición Hugo Gutiérrez, Sergio Aguiló, Tucapel Jiménez y Manuel Monsalves se resistieran a ser desalojados del lugar.

Al diputado Aguiló se le rompieron sus lentes durante los forcejeos para sacarlos del lugar. Por su parte, Hugo Gutiérrez relató que "nos sacaron de la celda en que estábamos, se nos pidió conversar y se nos emplazó a desalojar. Nosotros no quisimos y después llegaron decenas de gendarmes y nos sacaron por la fuerza".

Los diputados dijeron que el desalojo se debió a una supuesta orden emanada por el ministro del Interior, Rodrigo Hinzpeter, señaló Emol.

Gendarmería mediante un comunicado dijo que los legisladores ingresaron a la cárcel "en calidad de visitas" y que "una vez al interior del establecimiento, manifestaron su intención de quedarse permanentemente más allá del horario de visita permitido por el reglamento".

La declaración agrega que "de acuerdo a nuestro ordenamiento jurídico, sólo pueden permanecer y pernoctar en los establecimientos penitenciarios, las personas cuyo ingreso haya sido ordenado en virtud de una resolución judicial. Por consiguiente, toda persona que visite a un interno, sea que éste se encuentre en prisión preventiva o condenado, debe respetar los horarios y modalidades vigentes de visitas”.

Concluye señalando que "el actuar de los diputados al negarse a abandonar el establecimiento y permanecer más allá de las horas de visita permitidas, infringe las disposiciones básicas de nuestra legislación y reglamento" por lo que la institución debió "proceder a concretar la salida de los señores diputados del referido recinto".

Los parlamentarios anunciaron que mantendrán la huelga de hambre en las dependencias de la Central Unitaria de Trabajadores.