Caracas.- Un reciente fallo que promovió un líder oficialista en contra del diario El Nacional, el principal periódico independiente en Venezuela, no lo llevará a la quiebra, expresó el jueves su presidente editor.

El Nacional ha enfrentado en los últimos años una serie de decisiones judiciales, la más reciente del 31 de mayo que lo condenó a pagar una indemnización de 1.000 millones de bolívares por "daño moral" a Diosdado Cabello, un influyente miembro del partido gobernante.

Cabello dijo en su programa semanal de televisión el miércoles por la noche que ya tenía planes de cambiar el nombre al periódico por el de su población natal, El Furrial, y usar una versión como "El Furrial Times" o "The Wall Street Furrial".

"Son US$500", dijo Miguel Henrique Otero, presidente editor del periódico fundado en agosto de 1943 por su familia, y apuntó que la indemnización podría aumentar a unos US$3.000 cuando tenga que ajustarse por inflación de acuerdo a lo indicado en la sentencia del tribunal.

"¿Tu me vas a decir que pueden quebrar a El Nacional por US$3.000?", agregó.

El caso contra El Nacional comenzó en el 2015, cuando Cabello, primer vicepresidente del oficialista Partido Socialista Unido de Venezuela, demandó por difamación al diario que reprodujo un artículo del periódico español ABC en torno a que era investigado por narcotráfico.

Cabello también demandó en Estados Unidos por difamación al diario The Wall Street Journal por otro reportaje que lo vinculaba con carteles de la droga. La acción judicial no prosperó.

Estados Unidos impuso en mayo sanciones a Cabello por lavado de dinero y lo acusó de estar directamente involucrado en el tráfico de drogas a Europa desde Venezuela.

Desde que se inició el juicio, El Nacional tiene prohibido vender activos, dijo Otero, quien salió del país y vive en Madrid desde antes de que en el 2015 se le prohibiera abandonar Venezuela. En 2013 ya un tribunal había ordenado una congelación de sus cuentas.

Las acciones judiciales aún no han detenido la circulación del diario, que el gobierno considera opositor. Otero indicó que ha habido bloqueos a la página web de El Nacional, similares a los que vienen sufriendo otros medios independientes.

"Están montando una especie de mecanismo represivo contra la web", afirmó el editor.