El nivel de popularidad del presidente Rafael Correa descendió ocho puntos a finales de febrero, según reveló un sondeo elaborado por Market.

En enero pasado, según la empresa, Correa obtuvo un 44% de popularidad, mientras que a febrero pasado este porcentaje bajó a 36%.

Una encuesta realizada en 760 casos, en Quito y Guayaquil, detalla que el 31,17% de los encuestados muestra “algo de agrado” hacia el mandatario; el 5,21% de mucho agrado, y el 45,06% de algo de desagrado.

Además se explica que un 63,79% no cree en su palabra, frente a un 36,21% que sí cree. En enero, un 44% de personas creía en la palabra del mandatario y un 56% no.

Un 31,73% calificó a la gestión gubernamental como buena; un 51,38% como mala. En enero, un 44% creía que era buena su gestión y un 56% respondió que era mala.

Market enfocó sus encuestas bajo el tema ‘El Ecuador no perdona los abusos’, en el que se realizaron 11 preguntas relacionadas con las demandas planteadas desde el Ejecutivo contra EL UNIVERSO y sus directivos y los periodistas Juan Carlos Calderón y Cristian Zurita, autores del libro El Gran Hermano. Dichas variables, según Market, habrían incidido en la baja de la popularidad del jefe de Estado.

Una de las preguntas a los entrevistados fue que si consideraba que el anuncio del perdón en los juicios contra los periodistas fue sincero o tenía motivos políticos. Un 32,40% respondió que “fue sincera” y un 67,60% cree que no.

Otro 26,92% cree que el presidente perdonó “por un deseo sincero” frente a un 73,08%, que cree que lo hizo por la presión nacional e internacional.

Un 26,12% opinó que los jueces que actuaron en el caso EL UNIVERSO lo hicieron de “manera independiente”. Otro 73,88% piensa que “hubo presión del presidente y sus abogados (los Vera).

Un 66,89% cree que el juicio a este medio se lo emprendió para que Correa demuestre su poder; aunque un 33,11% cree que fue un acto legítimo para defender su gestión y reputación.

En ese contexto, el 12,31% cree que fue correcta la sentencia, es decir, el pago de US$40 millones y tres años de prisión para Carlos, César y Nicolás Pérez. Frente a un 87,69% que cree que fue exagerada.

Sobre las denuncias que hizo la exjueza Mónica Encalada, respecto a que hubo presiones de los abogados del mandatario, el 61,69% cree que son verdaderas y un 38,31%, falsas.