Cartagena. Estados Unidos consideró este miércoles que Honduras ha reunido las condiciones para que sea readmitido en la Organización de Estados Americanos (OEA), después de que fue suspendido por el golpe de estado contra el entonces presidente Manuel Zelaya.

La OEA tomó la decisión en julio, en un intento para que el régimen de facto de Roberto Micheletti restituyera a Zelaya, depuesto por militares el 28 de junio y expulsado del país cuando se disponía a celebrar una consulta popular que allanaría el camino a la reelección presidencial.

"Honduras debe regresar al seno de la OEA", dijo el secretario adjunto para el Hemisferio Occidental, Arturo Valenzuela, durante el Foro Económico Mundial para América Latina que se celebra en este colonial puerto caribeño.

La petición de Valenzuela se basa en el cumplimiento de las obligaciones a las que se comprometió el presidente de Honduras, Porfirio Lobo.

Asimismo, se produjo luego de una petición en el mismo sentido emitida por los países centroamericanos el pasado 5 de marzo.

Valenzuela dijo que Lobo removió la cúpula militar que participó en el golpe de estado, conformó una comisión de la verdad y buscó acuerdos de unidad nacional.

"Eso se ha cumplido", dijo el funcionario de alto rango del Departamento de Estado.

"La posición de Estados Unidos fue clara: la elección tenía que ser parte de la solución para restablecer el orden institucional", agregó.

El prolongado conflicto político en Honduras provocó una crisis económica que obligó al Gobierno de Lobo a pedir al Congreso a finales de marzo pasado una emergencia fiscal y financiera mediante un alza de impuestos y otras medidas.