Denver. El ex senador de Estados Unidos Rick Santorum revivió este martes sus esperanzas de lograr la nominación presidencial del Partido Republicano al triunfar en las carreras de Colorado, Minesota y Misuri, dando un duro golpe al favorito Mitt Romney.

Aún cuando Romney conserva una fuerte ventaja en términos de financiamiento y organización, su campaña ahora deberá concentrarse en enfrentar el desafío que le plantea el alza del conservador Santorum.

Apoyado por acaudalado "Súper Comité de Acción Política" que paga por propaganda que ataca a sus rivales, Romney había ganado en las grandes primarias que se habían realizado hasta ahora en la carrera republicana.

Después de sus enormes triunfos en Nevada y Florida en la semana previa, él hizo poca campaña en Minesota y Misuri y esperaba una cómoda victoria en Colorado.

Hasta este martes, Santorum había ganado sólo la primera de cinco disputas republicanas en la lucha estado por estado para escoger al nominado del partido para medirse con el presidente Barack Obama en la elección del 6 de noviembre.

Pero en el primer día de votaciones múltiples en la temporada de primarias 2012, Santorum ganó un 55% de los votos y sacó 30 puntos porcentuales de ventaja sobre Romney en Misuri. Esa votación fue una primaria no vinculante, pero tiene el valor simbólico de medir el respaldo de un gran estado del medio oeste del país.

En las asambleas populares de Minesota, Santorum consiguió un respaldo del 45%. Pero en otro revés para el ex gobernador de Massachusetts, el congresista estadounidense Ron Paul resultó segundo con un 27% de los votos, mientras que Romney fue tercero con un 17%.

La carrera fue más reñida en Colorado, donde Romney esperaba ganar fácilmente. Pero Santorum lo venció por cinco puntos porcentuales, logrando un respaldo del 40%.

Ahora que ya se han disputado ocho carreras estatales por la nominación republicana, incluidas las tres del martes, Santorum ha ganado cuatro, Romney suma tres triunfos y el ex presidente de la Cámara de Representantes Newt Gingrich tiene uno.

Santorum es un ex senador por Pensilvania y un devoto católico que ha estado peleando con Gingrich por convertirse en la alternativa de los conservadores frente a un Romney más moderado. Gingrich no participó en la votación en Misuri y fue aplastado en los otros dos estados.

Los triunfos de Santorum animan a los conservadores que luchan contra el aborto, los matrimonios de los homosexuales y en los últimos días contra los métodos anticonceptivos.

El resultado de Minesota marca la primera vez en lo que va de la carrera republicana 2012 que Romney no ha resultado primero o segundo. Romney también perdió en dos estados -Colorado y Minesota- en los que se había impuesto en su fallida campaña por la nominación presidencial republicana en el 2008.