Asunción. En nuestra edición de ayer publicamos que la empresa del Presidente de la República incurrió en delito ambiental cuando se instaló en el Chaco, en el 2007, hecho reconocido por los mismos administradores de la firma, que hoy se denomina Ganadera Chajhá SA. Esto ocurrió en la finca N° 19.928, con Padrón N° 3.674 (hoy Matrícula Q05-38, de Filadelfia, Boquerón; antes Q01-81, de Mariscal Estigarribia).

En el marco de la causa “Personas innominadas s/ hechos punibles contra la Ley N° 716/96”, la Dirección de Delitos Ambientales de la Fiscalía llegó a imputar a Carlos Damián Gauto Paredes y Aldo Luis Benítez Medina, representantes de la empresa de Cartes, debido a que hubo una deforestación récord al arrasar 250 hectáreas de bosques por día, según los datos que obran en el expediente.

Además de ese acontecimiento, que quedó con una “suspensión condicional de procedimiento” tras la imposición de una irrisoria multa de G. 500.000, surgió otra causa contra la misma compañía. El ciudadano de nombre Harry Jans inició en el 2007 la demanda de “Personas innominadas s/ invasión, desmonte, tráfico ilegal de productos forestales y otros” que aparentemente se dio en la finca N° 5.726 de Boquerón, que también fue verificado en su momento por la Fiscalía.

Hoy existe otro juicio promovido por el paraguayo Horst Neufeld contra Chajhá sobre reivindicación de inmueble, pendiente de resolución en la Cámara de Apelaciones. El juez que llevaba el caso, Ricardo Medina, de Filadelfia, falló a favor de Cartes en su sentencia de febrero de este año, pero la resolución fue recurrida, considerando que el magistrado omitió documentos fundamentales, por ejemplo, un reporte del propio Catastro que hablaba del origen espurio de las tierras del Presidente de la República.

La representante legal de Neufeld, abogada Erika Maune, recusó a dos jueces de la Cámara de Apelaciones, Miguel Said y Darío Estigarribia, lo que debe resolver la Corte Suprema.

La abogada recusó sin causa a Said debido a una posible afinidad con el entorno de Cartes, también lo hizo contra Estigarribia, según lo explicado, debido a que este preopinó y mostró una parcialidad manifiesta.

El único que no fue recusado fue el Dr. Lucio Ismael Portillo, del Tribunal Multifueros de Presidente Hayes. Reemplazarán a los apartados de la Cámara de Apelaciones Gustavo Martínez y Justina Venialgo.