Río de Janeiro. El 67 por ciento de la población brasileña se mostró inconforme con la gestión de la presidenta Dilma Rousseff, es decir, 4 puntos porcentuales abajo que la percepción de agosto pasado, según una encuesta publicada hoy por Datafolha.

La firma de investigación perteneciente al diario Folha de San Paulo indicó en su estudio de opinión que la tasa de aprobación de la gestión presidencial se situó en 10 por ciento.

Datafolha indicó en su muestra que 22 por ciento de los habitantes del país sudamericano consideró la gestión presidencial como "regular", frente a 20 por ciento en agosto.

El "leve" incremento en la percepción ciudadana respecto al gobierno de Rousseff se registra en un contexto de recesión económica, aumento del desempleo, alta inflación y escándalos de corrupción entre políticos.

La muestra se aplicó a 3.541 personas los días 25 y 26 de noviembre con margen de error de 2 puntos porcentuales.