La Oficina en Washington para Asuntos Latinoamericanos (WOLA) consideró este sábado que hasta la fecha no existen elementos que justifiquen realmente el otorgamiento del indulto al sentenciado ex presidente Alberto Fujimori (1990-2000).

Jo-Marie Burt, asesora principal de WOLA, dijo que "el indulto sólo se otorga a los reos en grave estado de salud y cuando las condiciones carcelarias no son las adecuadas para su tratamiento médico. No ha sido el caso hasta ahora del señor Fujimori".

En su opinión, un eventual indulto humanitario propiciaría una condena moral a nivel nacional e internacional, pero expresó su confianza en que esta gracia presidencial no se dará.

"Vemos que el gobierno peruano tiene claro que las condiciones para un indulto no están dadas", estimó.

Respecto a la depresión atribuida al ex mandatario -quien fue internado esta semana por un cuadro de gastritis- consideró que no se trata de una enfermedad grave y que puede ser tratada médicamente sin poner en riesgo su salud.

Consideró que existe una fuerte presión de la familia y los seguidores de Fujimori para que éste reciba la gracia presidencial.

"Lo que tendrían que hacer es pensar por qué él está donde está, revisar lo que hizo y reflexionar, pedir perdón a las víctimas", indicó.

"También deberían aceptar la condena como cualquier persona, pero siguen creyendo que Fujimori no debe responder a la ley, que está por encima de la ley, y eso no es verdad", añadió.

La asesora de WOLA recordó que la condena de 25 años de prisión por corrupción y delitos de lesa humanidad que pesa sobre el ex presidente se dio en un juicio donde se probó su culpabilidad.