Madrid. España asumirá desde este jueves y durante todo 2015 la presidencia del Arreglo de Wassenaar, un acuerdo multilateral para el control de la exportación de material de defensa convencional y tecnologías de doble uso relacionadas con la tecnología militar.

El Arreglo de Wassenaar, creado en 1996 y con sede en Viena, tiene como principal objetivo promover la transparencia, el intercambio de información y la responsabilidad en el control de la transferencia de armas convencionales y bienes de doble uso relacionados para prevenir acumulaciones de armas que pudieran resultar desestabilizadoras para la paz y seguridad internacionales.

De acuerdo con las directrices del grupo, el objetivo de España al asumir esta responsabilidad es promover el control responsable de las transferencias de tecnología militar para preservar la estabilidad internacional.

Actualmente forman parte de este acuerdo 41 países, incluidos los principales exportadores de material de defensa y doble uso del mundo.

Cada miembro es libre de autorizar o no las exportaciones de bienes y tecnología y el acuerdo no impide las exportaciones de buena fe.

Los compromisos que adquieren los estados miembros implican básicamente intercambio de información de forma voluntaria sobre transferencias respecto de unas listas comunes.

El Arreglo de Wassenaar tiene dos listas de materiales: una lista militar y otra Lista de Productos y Tecnologías de Doble Uso, dividida a su vez en lista de materiales sensibles y lista de materiales muy sensibles.