Dos posiciones distintas respecto a la libertad de expresión en el Ecuador se escucharán este martes en la audiencia convocada por la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH), en el marco del 143º periodo de sesiones, que se inició el pasado 19 de octubre, en el edificio de la Organización de Estados Americanos (OEA), en Washington.

La delegación oficial, enviada por el presidente Rafael Correa, sostiene que en el país sí existe libertad de expresión. A diferencia de las dos audiencias anteriores ante la CIDH, cuando el gobierno envió a funcionarios de rango medio, esta vez estarán presentes autoridades de mayor jerarquía, como la ministra de Justicia, Johanna Pesántez, y el secretario de Comunicación, Fernando Alvarado. Hasta este lunes no se confirmaba la participación del canciller Ricardo Patiño.

Además, estarán funcionarios que no son parte del Ejecutivo, entre ellos, el presidente de la Corte Constitucional, Patricio Pazmiño; el asambleísta Mauro Andino y la vocal del Consejo de la Judicatura, Tania Arias.

¿Cuántos funcionarios vienen a respaldar la posición oficial? “No lo sé, cuéntelos mañana”, dijo Alvarado al salir de un conversatorio en la universidad Johns Hopkins. Al consultarle de los alcances de la cita de este martes, señaló: “En realidad, es una audiencia de reconocimiento a la Comisión Interamericana de Derechos Humanos”.

Catalina Botero, relatora para la Libertad de Expresión de la CIDH, ha sido crítica con el proyecto de Ley de Comunicación y con el ambiente de tensión entre el gobierno ecuatoriano y la prensa. Incluso, ni el Ejecutivo ni la Asamblea han querido invitarla para que opine sobre ese proyecto de ley.

Alvarado agregó que el mensaje central será que Ecuador está siendo “víctima de un linchamiento mediático orquestado por la SIP (Sociedad Interamericana de Prensa), la Aedep (Asociación Ecuatoriana de Editores de Periódicos), por carteles y sindicatos que están defendiendo intereses puramente económicos”.

Dijo que debido “al ruido que ha generado el caso de El Universo” se decidió la presencia de altos funcionarios. “Se justifica su presencia; no importa el costo que esto tenga”, señaló.

La delegación de periodistas y comunicadores que asegura que no existen garantías para el ejercicio de la libertad de expresión en el país mantuvo reuniones de trabajo y recibió varias voces de apoyo. En el grupo están César Ricaurte y Mauricio Alarcón, director ejecutivo y asesor legal de Fundamedios; Juan Carlos Calderón y Christian Zurita, autores del libro El Gran Hermano; Diego Cornejo, director ejecutivo de la Aedep; Mónica Almeida, editora regional de El Universo en Quito; y Vicente Ordóñez, presidente de la Unión Nacional de Periodistas (UNP).

Para Diego Cornejo, la audiencia de hoy –que no es parte de un proceso judicial, sino que es más bien informativa– es importante porque marca un antecedente frente a la restricción de libertades en Ecuador y a la falta de garantías en los procesos llevados en contra de periodistas y de El Universo.

El informe que Fundamedios llevó a Washington revela que desde el 30 de septiembre del 2010, cuando ocurrió la sublevación policial, se han reportado 211 agresiones en contra de periodistas y medios de comunicación. “Esto quiere decir que solo en este lapso se ha producido el 52% de todas las agresiones en contra de medios de comunicación y periodistas reportadas durante la presidencia de Rafael Correa”.

Juan Carlos Calderón explicó que se expondrán casos específicos. Uno de ellos es la demanda por US$10 millones en contra de los autores del libro, lo que constituye una violación a sus derechos como periodistas.

A ello se suman las críticas que hace la delegación de periodistas a la falta de independencia de los poderes del Estado, lo que se muestra en la lista de enviados del gobierno, a la inexistencia del debido proceso y a la imposición de leyes que restringen el ámbito de los reporteros a las fuentes oficiales, bajo la amenaza legal de que puedan ser sometidos a los tribunales si se apartan de ellas.

La audiencia denominada ‘Situación del derecho a la libertad de expresión en Ecuador’ se realiza este martes 25 en la tarde y será transmitida por internet.