La Paz.  Según el presidente Evo Morales, el papa Francisco le dijo durante su visita al país que los tres temas pendientes para el continente son la independencia de Puerto Rico, la resolución de la controversia de las Malvinas y la reivindicación marítima boliviana.

“El hermano Papa, no sé si es importante decirlo, pero afirmó (que) esos son los tres temas pendientes en América Latina”, remarcó el Jefe del Estado durante una entrevista con Radio Santa Cruz, afiliada a la red Erbol y parte de la red de medios jesuitas.

El Pontífice concluyó ayer una visita de tres días a Bolivia. Durante su primer mensaje aludió al diferendo de Bolivia y Chile, motivado por el centenario reclamo del país de volver a las costas del Pacífico. “El diálogo es indispensable (...) estoy pensando acá en el mar, (en) construir puentes en vez de levantar muros”, afirmó el Papa.

Según Morales, ese es uno de los temas pendientes en la región que preocupa al Santo Padre y recordó los encuentros que tuvo con el Pontífice para hablar de ello. “En la primera reunión me pidió más documentación (sobre el mar). Enviamos. Y en la segunda reunión personalmente llevé el documento, informé; (el Papa) está bien informado”, aseveró.

Agregó que “no es casual” que el Pontífice se haya referido a la demanda. “Que diga que hay un tema pendiente es un apoyo”, remarcó. El Mandatario confesó que en algún momento pensó que podía haber una mediación de Francisco en este tema, pero recordó que el diferendo ahora está en la Corte Internacional de Justicia (CIJ).

En palabras de Morales, el Papa considera que hay otros dos temas pendientes en la región. Uno de ellos es el de las islas Malvinas, al sur del continente. Actualmente, ese territorio es administrado por el Reino Unido; sin embargo, Argentina reclama soberanía sobre esas islas, por las que hubo una guerra en 1914.

Por último, está la situación de Puerto Rico, un territorio “no incorporado” de Estados Unidos donde se ha debatido una independencia total de ese país. Sus habitantes no pueden votar en las elecciones presidenciales, a menos que tengan residencia oficial en uno de los 50 estados de la unión americana. El Vaticano promovió un acercamiento entre Cuba y Estados Unidos, lo que derivó en el restablecimiento de sus relaciones.