Lima. El ex alcalde de la capital peruana, Luis Castañeda, volvió a liderar las preferencias electorales a seis meses de los comicios presidenciales de Perú, aunque seguido muy de cerca por la hija del ex presidente Alberto Fujimori, Keiko Fujimori, indicó este domingo un nuevo sondeo.

Luis Castañeda, que renunció la semana pasada a la alcaldía de Lima, encabezó las intenciones de voto con un 24%, según un sondeo nacional urbano, comparado con el 20% de similar encuesta realizada en agosto, dijo la firma Ipsos Apoyo en un informe publicado por el diario El Comercio.

En un segundo lugar le pisa los talones la legisladora conservadora Keiko Fujimori, cuyo padre fue condenado a 25 años de prisión por abusos a los derechos humanos durante su Gobierno, al obtener el 23 por ciento de las preferencias desde el 20% del sondeo de agosto.

Castañeda y Keiko Fujimori han estado peleando muy de cerca el primer lugar en los últimos sondeos, aunque en una encuesta urbano-rural realizada por Ipsos Apoyo en septiembre, Keiko se despuntó con un 24% frente al 19% del ex alcalde.

La encuesta, que tiene un margen de error del 2,8% y un nivel de confianza del 95%, fue realizada entre el 13 y el 15 de octubre a una muestra de 1.200 personas de la población urbana.

Según el estudio, en tercer lugar se ubicó el ex presidente Alejandro Toledo, con un 16% de las intenciones de voto, dos puntos porcentuales más que el último sondeo urbano de agosto.

El líder nacionalista Ollanta Humala se mantuvo en cuarto lugar con un 11% de las preferencias, frente al 12% que registró en agosto.

"A medio año de los comicios generales el baile parece asunto de tres. (...) Los tres eventuales postulantes han incrementado su intención de voto respecto al sondeo hecho hace dos meses en tanto que Humala retrocede un punto", señaló el informe.

Humala inquietó a los inversores cuando casi se convierte en presidente en el 2006 por sus promesas de dar un giro en la política de libre mercado del país. El líder nacionalista, que ahora ha moderado su discurso, perdió ese año un balotaje contra el mandatario Alan García.