La ex ministra de Vivienda, Construcción y Saneamiento, Nidia Vílchez, negó responsabilidades del ex presidente Alan García y sus ministros en el caso de Agua para Todos, al señalar que fueron los gobiernos regionales y locales los responsables en licitar los proyectos del referido programa.

Refirió que el Ejecutivo solo se limitó a transferir los recursos necesarios a los gobiernos regionales, locales, y las empresas de agua potable como Sedapal, a fin que ejecuten las inversiones necesarias.

“El presidente Alan García, el primer ministro o los ministros no tenían ninguna injerencia en la licitación o el otorgamiento de la buena pro, eran los gobiernos regionales, locales quienes licitaban y otorgaban la buena pro a las empresas”, subrayó.

Asimismo, respecto al cuestionamiento al ex mandatario por la promulgación de la Ley Nº 28870, “Ley para optimizar la gestión de las entidades prestadoras de servicios de saneamiento”, refirió que esta norma se aprobó en el Congreso durante la gestión del expresidente Alejandro Toledo.

Indicó en TV Perú que cuando Alan García asume el despacho presidencial, encontró la norma sin observaciones para su promulgación, y por ello solo se remitió a cumplir con promulgarla.

Además recordó que la Contraloría General de la República, implementó un área específica para monitorear las inversiones del programa Agua para Todos.

De otro lado, también negó responsabilidades del ex mandatario Alan García, en el caso narcoindultos que se sigue en el Poder Judicial, en el cual se acusa al ex titular de la comisión de gracias presidenciales Facundo Chinguel, de recibir dinero a cambio de indultos y conmutaciones de pena.

“Si hay algún pillo como los que están procesados, senténcielos. La responsabilidad política lo estamos asumiendo, dale y dale el golpe que nos da (Sergio) Tejada y quienes quieren usar este tema para golpear. Nosotros reconocemos que hay responsabilidad de alguno de los funcionarios, que le caiga todo el peso de la ley”, puntualizó.