La Habana. El ex presidente cubano Fidel Castro volvió a ocupar el sábado su escaño en el Parlamento de la isla, reincorporándose a la vida política tras cuatro años de enfermedad para discutir su tesis sobre una inminente guerra nuclear.

Castro, que cumplirá 84 años este mes, fue recibido con una ovación por los diputados reunidos para una sesión extraordinaria en el Palacio de Convenciones de la capital y transmitida en directo por la televisión estatal.

Vestido con el uniforme verde olivo con el que gobernó Cuba durante casi medio siglo, aunque sin las insignias de Comandante en Jefe, Castro avanzó a paso lento hasta un podio.

El Parlamento fue convocado esta semana a solicitud de Fidel Castro para discutir su teoría de que el mundo está al borde de una hecatombe nuclear si Estados Unidos ataca a Irán.

El veterano líder cubano emergió en julio de cuatro años de aislamiento, participando en varios pequeños actos públicos.

Los cubanos no creen que Fidel Castro retome el poder, pero sí que aumentará su rol público en la medida en que su recuperación se lo permita.

Castro continúa siendo diputado y retiene la influyente jefatura del gobernante Partido Comunista.

Las imágenes del sábado fueron las primeras en directo de Fidel Castro en cuatro años.