Orlando. El fiscal general de Florida, Bill McCollum, propuso este miércoles una legislación que haría más estrictas las medidas contra inmigrantes ilegales en el estado del sudeste de Estados Unidos.

La propuesta de McCollum, quien participa en una difícil campaña electoral como candidato republicano a la gobernación del estado, seguramente provocará en la Florida un sensible debate sobre la inmigración, que se ha convertido en un tema político candente antes de las elecciones legislativas de mitad de período del 2 de noviembre.

"Florida no será un Estado santuario para inmigrantes ilegales", afirmó McCollum.

"Florida no será un Estado santuario para inmigrantes ilegales", afirmó McCollum, quien estuvo acompañado por el representante estatal Will Synder, en un comunicado que también dio detalles del proyecto de ley.

La legislación requeriría que las fuerzas del orden públicos verifiquen el estatus de un sospechoso de ser inmigrante ilegal.

El despacho de McCollum dijo que la legislación propuesta en Florida va "un paso más allá" que una ley recientemente presentada en Arizona y que desató protestas y una impugnación constitucional desde el gobierno del presidente estadounidense Barack Obama.