El fiscal de la Nación, Pedro Chávarry, aseguró que no existe ningún problema legal ni cuestionamientos para juramentar y asumir el cargo para el cual fue designado por la Junta de Fiscales Supremos del Ministerio Púbico.

“Por acuerdo y mandato de la Junta de Fiscales Supremos se decidió que asuma el cargo así que no hay ningún problema legal ni problema de cuestionamientos”, refirió.

En declaraciones a Cuarto Poder, indicó que la Junta, con esta decisión, consideró que era la persona que había elegido para ser fiscal de la Nación “libre de toda responsabilidad, libre de toda sospecha”.

Precisó que tiene casi 41 años al servicio de la administración de justicia y que nunca ha tenido problemas de ninguna naturaleza para que alguien dude de su capacidad.

Explicó que la Junta de Fiscales Supremos interpretó que el artículo 157 de la Constitución establece la autonomía del Ministerio Público, razón por la cual consideran que la invitación al Presidente de la República es protocolar.

La Constitución de 1979, según dijo, establecía que los nombramientos de jueces y fiscales estaban en manos del presidente de la República, quien suscribía las resoluciones y ante quién juraban los magistrados.

“La Constitución del 93 dice que el Ministerio Público es ente autónomo y que el fiscal de la Nación es designado por Junta de Fiscales Supremos y, por tanto, debe jurar ante la Junta que lo designó”, aseveró.

Dijo también que el ministro de Justicia y Derechos Humanos, Vicente Zeballos, quien le pidió dar un paso al costado, desconoce la interpretación que ha dado la Junta de Fiscales Supremos para su juramentación.

En ese sentido, pidió que se respete la autonomía del Ministerio Público pues mientras no haya nada que se pruebe en su contra, no puede estar sujeto a las suspicacias “de algunos medios".

Aclaró también que, en 1994, fue Secretario General del Ministerio Público y no de la entonces fiscal de la Nación, Blanca Nélida Colán.

“El 94 era el primer gobierno de (Alberto) Fujimori, una etapa en la cual no se detectó irregularidades, creció bien el Ministerio Público, las irregularidades fueron en el segundo gobierno, en esa época estuve en sala”, afirmó. 

Sobre el suspendido juez supremo, César Hinostroza, con quien conversa en un audio sobre la Academia Nacional de la Magistratura, Pedro Chávarry, aseguró que lo conoce de muchos años pero que no son amigos. Indicó que haber accedido a facilitarle constancias,  fue una "deferencia".

“El trámite es de ley, seremos duros en esto, aplicaremos a todos lo que la ley nos faculta. Siguen llegando los audios, estableceremos la sanción que merece, hay compromiso, seremos duros”, afirmó.

Anunció también que la Junta de Fiscales Supremos debe decidir quién asumirá la Fiscalía Suprema de Control Interno que investigará a los implicados en los audios difundidos por la prensa, aunque dijo que podría ser la fiscal suprema Zoraida Ávalos.