Caracas. La Fiscalía venezolana dijo este viernes que está investigando una supuesta conexión del exministro y expresidente de PDVSA Rafael Ramírez con una trama de corrupción en una filial de la petrolera estatal en Viena, que causó la pérdida de US$4.800 millones en al menos seis años.

En el marco del caso, el fiscal Tarek Saab informó la detención de la exdirectora general de la Oficina para la Determinación del Crudo de Exportación, Nélida Izarra, por estar presuntamente vinculada "con transacciones irregulares de compra y venta de crudo".

La instancia está adscrita a la Oficina de Inteligencia de Mercadeo y Política Petrolera, una filial de PDVSA en Viena, dijo la Fiscalía.

El Ministerio Público también ordenó la captura del gerente general de la oficina en Viena, Bernard Mommer De Grave, la gerente Irama Quiroz de Mommer y la consultora legal Mariana Zerpa.

"Estamos investigando la directa vinculación de estos citados ciudadanos, como el expresidente de PDVSA y ministro para la época en el desarrollo de esta trama de corrupción, habida cuentas de que ese sujeto ciudadano fue el principal creador de esta oficina", dijo el funcionario.

Los delitos que investiga la Fiscalía son peculado doloso propio, concierto de funcionario con contratista, legitimación de capitales y asociación entre 2009 y 2015.

El despacho agregó que la filial en Viena suscribió un contrato de servicios con la empresa JBC Energy, que se encargaría de prestar servicios de evaluación mensual de precios, pero fueron modificados para "favorecer a particulares y empresas" en las operaciones de compra y venta de crudo con PDVSA.

"Estas modificaciones de los precios produjeron que PDVSA perdiera ingresos y las empresas extranjeras se beneficiaran", agregó la fiscalía en un comunicado de prensa.

La fiscalía informó que 69 funcionarios han sido detenidos por hechos de corrupción en PDVSA, entre ellos el exministro de Petróleo, Eulogio Del Pino; el expresidente de PDVSA, Nelson Martínez y la directiva de Citgo, una filial de PDVSA en Houston.

Venezuela inició en diciembre una investigación penal contra Rafael Ramírez, en medio de una extensa investigación por corrupción en PDVSA.

Ramírez, quien condujo a la petrolera por más de una década durante el mandato del fallecido Hugo Chávez, negó en una entrevista con Reuters las acusaciones, a las que calificó como "una de las peores maniobras políticas".