París/ Madrid. El ministro de Relaciones Exteriores de Francia, Alain Juppe, dijo este viernes que todo está listo para que se lancen ataques militares en Libia y destacó que el cese al fuego declarado por el líder Muammar Gaddafi debe cubrir todo el país.

"Tenemos que analizar las condiciones del cese al fuego", dijo Juppe a Reuters Televisión. "Debe extenderse a todo el territorio de Libia y no solamente a Bengasi, y creemos que Libia debe cumplir con todas las resoluciones del Consejo de Seguridad (de la ONU)", remarcó.

El funcionario destacó que las condiciones del cese al fuego serán examinadas el sábado en una cumbre en París. Respecto de los ataques militares, dijo: "estamos listos, pero no puedo dar más detalles".

España ofrece ayuda. España ofrecerá medios aéreos y navales, además de dos bases militares, para aplicar la resolución que este jueves respaldó el Consejo de Seguridad de la ONU y que establece el uso de la fuerza contra Libia, informó el viernes el presidente del Gobierno.

José Luis Rodríguez Zapatero informó de que su ejecutivo había decidido ceder las bases de Morón de la Frontera y Rota para que las utilicen los aviones de Estados Unidos, en cumplimiento con una resolución de "gran importancia" que pretende proteger a la población civil.

"He solicitado al Congreso la autorización para el papel que han de jugar nuestras fuerzas armadas en esta operación. He dispuesto la participación de medios aéreos y navales de nuestras fuerzas armadas en el dispositivo que se ponga en marcha para asegurar el cumplimiento efectivo de la resolución", dijo Zapatero tras reunirse en Madrid con el secretario general de la ONU, Ban Ki-Moon.

En su comparecencia conjunta, Zapatero urgió el cese total de los ataques contra la población y la renuncia al poder del régimen libio para dar paso a la democracia. Las citas de Zapatero coincidieron con el anuncio libio del cese de las acciones armadas en cumplimiento con la resolución de la ONU, que establecía también una zona de exclusión aérea.

Zapatero recordó que la resolución contenía una batería de medidas fuertes encaminadas a forzar al régimen libio a que cese de manera inmediata sus acciones represivas contra los rebeldes que se levantaron en armas contra los 41 años en el poder del líder Muammar Gaddafi.

El presidente del Gobierno español, que ha convocado a la comisión delegada del Gobierno para situaciones de crisis, participará el sábado en la reunión que ha convocado el presidente francés, Nicolas Sarkozy, y en la que participaran dirigentes de la UE, la Unión Africana y la Liga Árabe, para estudiar el cumplimiento de la resolución de la ONU.