Caracas. Como una situación que demuestra el “desespero” de la oposición calificó el presidente de Venezuela, Hugo Chávez, la polémica suscitada por la publicación de imágenes de cadáveres en una morgue hecho por un medio nacional, lo que generó la reacción del gobierno que prohibió la exhibición de imágenes violentas.

El mandatario sostuvo el consejo de ministros  que “todo es parte de un complot, de una campaña internacional que ha tomado espacios importantes en las pantallas, en cadenas internacionales de medios, en los periódicos de Europa, de Estados Unidos y América Latina (…) Andan desesperados y generan la reacción de un pueblo que está acostumbrado a sus batallas ante la grosería, el atropello, la manipulación y la pornografía en canales internacionales", indicó Analítica.

Respecto a la publicación de la foto que generó el debate, señaló mostrando un medio local que “aquí hay adolescentes con una pancarta que dice: no mas terrorismo mediático. Es la conciencia de los niños, de los adolescentes que antes eran los menores y ahora son sujetos con derechos en la Constitución. También un grupo de médicos y funcionarios de la morgue que salieron a dar su cara, su versión con su moral, pidiendo respeto. Los adolescentes piden respeto, los científicos, médicos y trabajadores del país piden respeto", informó El Universal.

 

Protesta de los medios.

Por su parte, los medios privados criticaron la decisión judicial que prohíbe la publicación de imágenes violentas, asegurando que es un nuevo ataque del gobierno contra la libertad de información antes de los comicios legislativos.

La sentencia se produjo luego de que la Defensoría del Pueblo denunciara a los diarios opositores El Nacional y Tal Cual por publicar en portada una foto de archivo donde se veían cadáveres desnudos en una morgue capitalina para ilustrar el tema de la inseguridad en Venezuela.

Casi todos los periódicos, incluso aquéllos cuya línea editorial no es opositora, rechazaron la medida, que consideran excesiva e imprecisa.

"Toda la sentencia es absurda y, por primera vez desde 1999, el Estado venezolano da motivos a que se le señale como restrictivo de la libertad de informar", escribió en una columna Eleazar Díaz Rangel, director de Ultimas Noticias, el diario más leído en el país.

El Tribunal 12 de Primera Instancia de Mediación y Sustanciación de Protección del Niño y Adolescente emitió el martes en la noche una medida cautelar para los diarios El Nacional y Tal Cual, que pide seguir al resto de los rotativos.

 

"(Los medios) deben abstenerse de realizar publicaciones de imágenes violentas, sangrientas, grotescas, bien sea de sucesos o no, que de una u otra forma vulneren la integridad psíquica y moral de los niños, niñas y adolescentes", resolvió la corte.

Algunos medios dijeron que la resolución se extenderá por 30 días, lo que les hace sospechar de que existe un trasfondo electoral ya que coincide con la campaña para los comicios legislativos del 26 de septiembre.

 

“Censurado”.

El Nacional abrió su edición del miércoles sin fotos en la portada ni en las páginas de sucesos, en cuyos espacios publicó con grandes caracteres "Censurado" para protestar por la decisión.

 

"Si aquí hubiese una foto, usted vería a un padre llorando por un hijo que ya no tiene", se leía en el pie de foto, donde no había imagen.

 

En la tarde de este miércoles, efectivos de la policía científica y la Fiscalía fueron a la sede de El Nacional para realizar una experticia de la polémica foto, que algunos oficialistas dicen estaría manipulada digitalmente.

 

El gobierno denuncia que la oposición y sus medios de comunicación afines tergiversan el problema de la violencia para desestabilizar la "revolución socialista".

 

"Que se tome como bandera política (el tema de la inseguridad) y se haga uso de estas imágenes en el marco de una campaña (electoral) es sencillamente grotesco", dijo la Defensora del Pueblo, Gabriela Ramírez, entrevistada en la televisión oficial VTV.

 

"El gobierno ha tomado una postura muy agresiva porque la foto tiene un gran impacto político, dado el desproporcionado crecimiento de las cifras de criminalidad en Venezuela", dijo a CNN el director de El Nacional, Miguel Henrique Otero, sobre la imagen que argumentó debía hacer reaccionar a la población.

 

"Esta foto, en efecto muy violenta, hace preguntarse por la responsabilidad ética de un periódico de gran audiencia (...) Sin embargo, esta decisión judicial peca de amplitud e imprecisión", dijo Reporteros Sin Fronteras (RSF) en un comunicado.

 

(Con información de Reuters).