Caracas.  La Fuerza Armada Nacional Bolivariana (FANB) de Venezuela consideró hoy "sumamente preocupante" la declaración hecha el martes por la fiscal general, Luisa Ortega, sobre la causa de muerte de un joven durante una protesta el pasado 26 de abril.

     De acuerdo con Ortega Díaz, el joven Juan Pernalete murió por impacto de una bomba lacrimógena, presuntamente disparada por un efectivo de la Guardia Nacional Bolivariana (GNB) en Caracas.

     De esta manera la fiscal desestimó que haya sido por una pistola de perno cautivo (usada para matar ganado), supuestamente manipulada por opositores, en versión del gobierno.

"Lamentamos y rechazamos categóricamente la ligereza con que se efectúan declaraciones que intentan soslayar el liderazgo de la institución", agregó la FANB, al tiempo que expresó su sorpresa de que se le acuse de "inacción o ausencia" ante situaciones violentas.

     "Resulta sumamente preocupante que se haga pública una precalificación de hechos en el caso de la muerte del estudiante Juan Pernalete, al indicar que la misma se produjo debido al impacto de una granada lacrimógena presuntamente disparada por la GNB", señaló la FANB en un comunicado.

     Según la FANB, esta hipótesis "afecta el espíritu del cuerpo de nuestros efectivos" y puede "instigar a la violencia contra ellos y alimentar la matriz negativa que quieren posicionar grupos de derecha sobre este componente de la institución castrense".

     Aclaró que esta institución "desechó de su filosofía y doctrina la naturaleza represiva", y adquirió "un carácter eminentemente popular y humanista, pues su fin ulterior será siempre servir a los más sagrados intereses del pueblo venezolano".

     "Lamentamos y rechazamos categóricamente la ligereza con que se efectúan declaraciones que intentan soslayar el liderazgo de la institución", agregó la FANB, al tiempo que expresó su sorpresa de que se le acuse de "inacción o ausencia" ante situaciones violentas.

     La fiscal Ortega criticó, además, el supuesto "uso excesivo" de la fuerza por parte de organismos de seguridad contra las manifestaciones que se desarrollan en contra del presidente Nicolás Maduro.

     En el marco de las protestas opositoras que llevan más de 55 días en esta nación suramericana, la Fiscalía ha confirmado la muerte de 56 personas hasta la fecha.