Brasilia. El Partido Social Demócrata Brasileño (PSDB) lanzó este martes oficialmente al gobernador de Sao Paulo, Geraldo Alckmin, como candidato a la Presidencia de la República en las elecciones de octubre próximo.

Tras una reunión de la dirección del PSDB en Brasilia, Alckmin asumió la candidatura al lado de los líderes de ese partido en el Senado y la Cámara de Diputados.

"Hicimos la reunión para un conjunto de deliberaciones y, agotado el plazo para las previas del partido, la (dirección) ejecutiva deliberó que seremos el candidato con gran responsabilidad y enorme amor a la causa pública, con compromiso con Brasil", afirmó el gobernador.

Alckmin reforzó la necesidad de "resolver el déficit fiscal rápidamente", y dijo que, en caso de ser elegido, propondrá tres grandes reformas: pensiones, tributaria y política.

Será la segunda vez que el gobernador dispute la presidencia de Brasil, luego de ser vencido en segunda vuelta en las elecciones de 2006 por Luiz Inácio Lula da Silva.

"Las reformas tienen que ser hechas en el primer año de mandato", agregó.

El líder socialdemócrata también defendió que el gobierno invierta en seguridad pública, un tema que se ha convertido en uno de los principales ejes de la campaña.

"Quiero destacar que el gobierno federal tiene el deber de afrontar esta cuestión, que no es sólo de un estado, es de todo el país, no es una tarea fácil, pero con tecnología, inteligencia e información, da para la gente avanzar mucho", indicó.

Con la decisión del PSDB, a partir del 7 de abril Alckmin dejará el gobierno de Sao Paulo para dedicarse a la campaña electoral.

Será la segunda vez que el gobernador dispute la presidencia de Brasil, luego de ser vencido en segunda vuelta en las elecciones de 2006 por el entonces mandatario, Luiz Inácio Lula da Silva, del Partido de los Trabajadores (PT), quien obtuvo la reelección.