Bogotá. El ministro de Industria y Comercio, Luis Guillermo Plata, admitió que es casi imposible que el Tratado de Libre Comercio (TLC) con Estados Unidos, llegue a feliz término en lo que le queda de gobierno de Álvaro Uribe Vélez.

El titular de esa cartera se mostró desconcertado por lo que a su juicio ha sido la falta de interés del actual ejecutivo de Estados Unidos en la celebración de ese convenio bilateral.

Añadió que le preocupa que el gobierno entrante no le dé al proyecto la prioridad que merece y termine cayendo en el desinterés que parecen evidenciar las autoridades norteamericanas en la iniciativa.

Para Plata es un tema trascendental para el desarrollo económico del país en el próximo cuatrenio, y de ahí el interés que deberían tener los electores en éste.

Uribe termina su segundo período como presidente colombiano el próximo 7 de agosto.

El pronunciamiento de Plata se dio desde los Estados Unidos en el marco de una visita oficial del gobierno de Colombia, precisamente para acelerar las negociaciones.

Ambos países firmaron un acuerdo comercial en 2006, pero el Congreso estadounidense no lo ha ratificado el Congreso norteamericano, debido a la resistencia de la mayoría demócrata.

Entre otros aspectos, los políticos estadounidenses exigen cambios en la legislación laboral, exigencia que ha sido descartada por las autoridades colombianas.