La Habana. Cuba condenó a entre tres y cinco años de prisión por corrupción a directivos de una empresa mixta y a funcionarios incluyendo un viceministro, dijo este viernes la prensa estatal, en el marco de una serie de casos destapados desde que Raúl Castro asumió el poder.

El proceso, en que están implicados once directivos y funcionarios cubanos, es el segundo caso judicial informado esta semana por delitos asociados a actos de corrupción como cohecho y falsificación de documentos.

"Los sancionados -a cambio de sobornos en efectivo y otras dádivas ilegales- desviaron o permitieron el desvío de productos y materias primas del destino previsto, falsearon información, adulteraron documentos y realizaron otras actividades fraudulentas", dijo el periódico estatal Granma.

Desde que Raúl Castro reemplazó en el 2008 a su hermano Fidel en la presidencia de la isla ha tomado medidas para mejorar la economía, aumentar la productividad y enfrentar la corrupción.

En los últimos años su gobierno destapó una serie de casos de corrupción. Varios ministros fueron reemplazados en sus puestos pero no todos han sido sancionados judicialmente.

La breve nota de Granma nombró a los once sancionados, incluyendo al ex ministro de la Industria Alimenticia, Celio Hernández, y a varios directivos y funcionarios de la Empresa Mixta Río Zaza y del sector alimenticio.

Según la información, los sancionados incurrieron en "abuso de atribuciones y contenidos propios de los cargos que desempeñaban".

No fueron revelados otros detalles, pero podría tratarse de la segunda fase de un proceso judicial abierto por delitos asociados a la corrupción que comenzó semanas atrás, cuando fue sancionado a 20 años de cárcel "en ausencia" el chileno Max Marambio, amigo en el pasado del líder cubano Fidel Castro.

Marambio, de 63 años, quien fue escolta del líder chileno Salvador Allende y ex socio del Gobierno cubano en la empresa de alimentos Río Zaza, no se presentó al juicio y consideró entonces que la sanción impuesta era parte de una persecución política dirigida por el presidente cubano Raúl Castro.

En el proceso contra Marambio en mayo fue también sancionado a 15 años de cárcel el ex ministro de la Industria Alimenticia, Alejandro Roca.

El martes pasado una nota oficial informó sobre el juicio seguido contra unos 15 funcionarios estatales condenados hasta diez años de prisión por actos "fraudulentos" en el desempeño de sus cargos que incluyó "sobornos en efectivo".

En ese caso, fueron condenados otros 15 funcionarios y directivos cubanos a penas de hasta diez años de cárcel. El proceso incluyó una sanción de 15 años de prisión para un hermano de Marambio, que era socio del Estado cubano en la agencia de viajes "Sol y Son".