Veinticuatro horas antes de que se conmemore el Día Internacional de la Mujer, el Presidente Sebastián Piñera dio un paso más en materia de igualdad al firmar el proyecto que busca la igualdad de oportunidades entre hombres y mujeres en cargos de elección popular.

La iniciativa viene a hacerse cargo de la baja participación femenina en la política, a nivel de concejales, alcaldes, diputadas y senadoras.

De hecho, en Chile sólo 13% de las mujeres participa en política, cifra que está por debajo de América Latina, donde alrededor de 20% lo hace, y de los países de la OCDE

“Queremos facilitar, promover el ingreso en plenitud de las mujeres al mundo de lo público. Por esa razón, hemos puesto en este proyecto de ley dos incentivos: Uno para las mujeres candidatas. Habrá un incentivo económico especial que se repartirá entre la candidata con 70% y el partido que la seleccionó con 30%”, explicó el Jefe de Estado en La Moneda.

El segundo estímulo que contempla la iniciativa es –dijo el Mandatario- “premiar a las mujeres electas, porque no sólo queremos mujeres candidatas, queremos mujeres concejales, alcaldes, diputadas y senadoras. Vamos a premiar con un segundo incentivo económico a las mujeres que resulten electas”.

Con todo, Piñera explicó que la iniciativa no tiene que ver con una ley de cuotas sino con generar las condiciones para que la mujer participe en igualdad a la hora de buscar un cargo público, sobre todo de elección popular.

“Este proyecto de ley no busca ser una ayuda permanente es para quebrar un statu quo, una situación que tiene discriminaciones. Es un proyecto temporal. Cuando se logre una participación normal de la mujer en el mundo de la política, este proyecto no será necesario, porque entonces hombres y mujeres vamos a tener los mismos derechos y oportunidades y las mismas obligaciones”, sentenció.

Ésta, junto a otras iniciativas -como el posnatal de 6 meses, la ley que castiga el femicidio y una mayor cobertura de salas cunas y jardines infantiles-, dijo Piñera, están relacionados con "el compromiso central: poner a la mujer en el corazón de nuestro gobierno para lograr este gran objetivo de hacer de Chile una sociedad en que hombres y mujeres, apreciando estas diferencias, pudiéramos decir que tenemos las mismas oportunidades y obligaciones".

"Cuando llegamos al Gobierno esa situación no era de igualdad, era de una tremenda desigualdad", sentenció Piñera, cuestionando los avances que en esta materia hubo en la administración de Michelle Bachelet.

Otros proyectos. Asimismo, agregó que pese a los avances pro mujer que se han desarrollado durante su gestión, aún resta cumplir dos compromisos: la modificación de la sociedad conyugal, porque –dijo Piñera- “no es lógico que en el siglo XXI consideremos que la mujer no es capaz de administrar la sociedad conyugal, cuando ha demostrado su capacidad en todos los temas”.

El segundo tema pendiente dice relación con el financiamiento de las salas cunas, porque –detalló- éste “recae sobre las mujeres y eso significa una profunda discriminación en la capacidad de ellas de encontrar trabajo y también en sus salarios”.

Por ello, Piñera anunció que, en los próximos días, enviará al Congreso “un proyecto de ley que va a establecer un sistema de financiamiento de las salas cunas y jardines infantiles que no perjudique a las mujeres ni en su capacidad de encontrar trabajo ni en su capacidad de obtener salarios equivalentes a los que obtienen los hombres por el mismo trabajo”.

Vea además en Lanación.cl: "¿Dónde será sepultado Hugo Chávez?".