La ministra vocera de gobierno de Chile (derecha), Cecilia Pérez, conminó a la ex presidenta Michelle Bachelet (2006-2010, izquierda) a que "pida perdón" a las familias de las víctimas del tsunami del 27 de febrero de 2010.

Tras conocerse este miércoles la modificación en la declaración judicial de Bachelet por su responsabilidad en torno al manejo de la situación la noche de ese día, donde la ex mandataria socialista asume la responsabilidad en materia política, la vocera afirmó que ésta debiera explicitar públicamente su cambio en lo testimoniado ante la fiscalía.

Pérez dijo que el reconocimiento de Bachelet de su responsabilidad política, "es lo mínimo que uno espera de quien, en febrero de 2010, era jefa de Estado".

El día de la tragedia, la ex mandataria se presentó en la Oficina Nacional de Emergencia (Onemi) para dirigir las labores de rescate y de ayuda tras un sismo de 8,8 grados de magnitud en la escala de Richter, que afectó a seis regiones del país, que después desencadenó el tsunami (maremoto).

"Bachelet debiera reconocer públicamente su responsabilidad política y romper el silencio para pedir perdón a las víctimas", recalcó la ministra.

Pérez agregó que "el que (Bachelet) haya cambiado su declaración judicial, asumiendo en forma privada su responsabilidad política que le corresponde en la tragedia que afectó a miles de chilenos, y que causó tanto dolor en los familiares de las víctimas, es lo mínimo que uno espera de quien en febrero del 2010 era jefa de Estado".

"Aunque ella le dijo a Chile que iba a hablar en marzo próximo, la candidata presidencial de la Concertación no debiese limitarse a reconocer en forma privada su responsabilidad política, sino que debiera dar un paso más y reconocer públicamente la responsabilidad que tuvo en el desastroso manejo que hubo en la madrugada del 27 de febrero", indicó Pérez.

La vocera agregó que "además, siento que debiese romper el silencio para pedir perdón a los familiares de las víctimas de ese tsunami que nunca Chile van a olvidar, que lo único que quieren es responsabilidad política y, por cierto, justicia".

Tras el sismo y tsunami se registraron más de 520 fallecidos, entre ellos 156 por la ola que golpeó las costas de varias regiones chilenas.

Ese día, la Onemi había declarado "alerta por tsunami" pero luego la retiró, haciendo que muchas familias regresaran a sus viviendas y resultaran afectadas por las olas del maremoto.

Al mismo tiempo, la vocera dijo que "en el gobierno del presidente Sebastián Piñera, durante estos tres años, mientras ella ha estado fuera de Chile, junto a miles de chilenos, nos hemos abocado a reconstruir las zonas que afectaron esa madrugada el terremoto y el maremoto".

Comentó a tres años del sismo "podemos mostrar grandes avances en la reconstrucción" y que el gobierno mantiene su compromiso de concluirla antes que termine su mandato en marzo del 2014.

Las autoridades han informado que las labores de reconstrucción están cumplidas en un 85 por ciento.

Después de la declaración de la ministra, el presidente del Partido Socialista, Osvaldo Andrade, afirmó este miércoles que deben esperarse los dictámenes que formule la justicia respecto a la actuación de Bachelet.

También llamó a no anticiparse a realizar cuestionamientos a la ex mandataria sin tener todos los antecedentes de la investigación de responsabilidades en torno a lo ocurrido en la Onemi en la madrugada del 27 de febrero.

Se debe "esperar que la investigación se desarrolle y conocer las resoluciones que se dicten al respecto. Entendemos que muy pronto se va a saber, así que debiera concluir en muy corto plazo".

A su juicio, "hacer juicios sobre este caso nos parece prematuro, salvo que lo que haya detrás de eso sea un deleznable interés político-electoral", aseveró.

"A aquellos que esperan de este deleznable interés político- electoral, les quiero señalar que esto ha sido un proceso que se ha desarrollado varios años y que pareciera ser que, al menos a nivel de opinión pública, estas deleznables conductas no han tenido resultado", explicó.

Se refería a que Bachelet, probable candidata de la opositora Concertación en las elecciones presidenciales de noviembre de este año, cuenta con una alta popularidad de más del 60 por ciento, muy lejos de los precandidatos oficialistas Andrés Allamand y Laurence Golborne, ex ministros de Defensa y Obras Públicas.

Por su parte, Francisco Vidal, ex ministro de Defensa del gobierno de Bachelet, aseguró esta tarde que la ex presidenta no tendría responsabilidades en lo referente al caso judicial relacionado con el terremoto y tsunami, que investiga la fiscal Solange Huerta.

Vidal dijo que responsabilizarla a ella "es un sinsentido, y demuestra el drama de ser derrotados de la derecha", en alusión al escenario electoral presidencial.

"La derecha quiere responsabilizarla a ella por un desastre fatal, el más grande de la historia de Chile, y me parece un sinsentido que demuestra finalmente el drama de la derecha que sabe que van a ser derrotados en las próximas elecciones. Querían gobernar doce años y van a estar cuatro", afirmó Vidal.

Finalmente planteó que Bachelet hablará en marzo sobre sus definiciones electores, y que por tanto, "cuando la presidenta tome la decisión de hablar, en un mes más, no cabe duda que va a responder con la misma fuerza que lo hizo años atrás" por su actuación el día de la tragedia.