Quito. El gobierno de Ecuador confirmó este viernes que tres personas murieron durante la sublevación policial el día previo, que terminó en un enfrentamiento entre la fuerza con militares que liberaron al presidente Rafael Correa de un hospital en el que estaba retenido.

El ministro del Interior, Gustavo Jalkh, confirmó a periodistas la muerte de dos uniformados y un estudiante universitario durante la jornada de protestas de policías para defender el pago de bonos y condecoraciones.

El ministro de Salud, David Chiriboga, de otro lado, dijo que unas 193 personas resultaron heridas, de las cuales unas 22 se encuentran en estado de gravedad.

El gobierno declaró tres días de luto nacional por las personas que perecieron en la dura jornada.

Policías y militares se enfrentaron en un tiroteo que fue transmitido en vivo por canales de televisión privados durante un operativo militar para rescatar al presidente Correa del centro de salud de la Policía.

El mandatario quedó retenido en el lugar tras ser abucheado por manifestantes, quienes le lanzaron gases lacrimógenos luego de que intentó mediar por una solución al conflicto en un cuartel tomado por los sublevados.