Tegucigalpa. El gobierno hondureño pretende alejar a los jóvenes de las actividades delictivas e impulsar campañas de recreación a través de la construcción de canchas deportivas con grama sintética.

El presidente Juan Orlando Hernández hizo al anuncio durante la firma del convenio de mantenimiento del nuevo estadio "Emilio J. Larach" de la colonia Kennedy al oriente de Tegucigalpa.

"Estoy muy contento porque esta obra ya está prestando el servicio a los que viven en ciudad Kennedy y los niños y jóvenes pueden divertirse sanamente", indicó el gobernante.

"Todos los departamentos de Honduras tendrán sus estadios de grama sintética", prometió Hernández.

El mandatario agregó que los fondos se obtendrán con el aporte de empresarios mediante el pago de un impuesto a la "Tasa de Seguridad", un decreto que impulsó Hernández cuando dirigió el Congreso Nacional (2010 al 2014).

"Este esfuerzo que hacen los empresarios y todos los que pagamos la Tasa de Seguridad tiene como propósito salvar vidas, ya que los jóvenes tienen más espacios donde recrearse y alejarse de las malas influencias", concluyó.

En Tegucigalpa se iniciará con dos canchas con grama sintética que beneficiarán a unos 60.000 niños.