Lima. El jefe del Gabinete, Juan Jiménez, descartó que los recientes hechos de violencia en La Parada y en Gamarra vayan a afectar la llegada de inversionistas al Perú, y ratificó que la Policía Nacional trabaja fuertemente para garantizar la seguridad en toda la capital.

Subrayó que de acuerdo al último reporte de la Comisión Económica para América Latina y El Caribe (Cepal) las inversiones en el Perú experimentaron un crecimiento de US$5.440 millones en el último trimestre, es decir, 31% más que el año pasado.

Dijo que ese crecimiento no se afectará por una situación aislada como los sucesos de La Parada del último jueves, cuando delincuentes desafiaron el principio de autoridad al atacar a afectivos de la Policía Nacional que cumplían la orden municipal de instalar bloques de cemente en las inmediaciones del mercado La Parada.

Por el contrario, ratificó que esta institución trabaja fuertemente para garantizar la seguridad en toda la capital, y pidió tranquilidad a la población de Lima para no dejarse llevar por informaciones alarmantes cuyo objetivo es generar el pánico.

En ese marco, desmintió que se hayan producido saqueos en el centro comercial Plaza Lima Norte, entre Independencia y Los Olivos, como informó una televidente a América Televisión.

Señaló que informaciones de este tipo han estado circulando el sábado mientras se realizaba la operación en La Parada, lo cual es totalmente falso, pues la ciudad nunca estuvo desguarecida.

“Quiero negar enfáticamente esa falsa alarma, ayer hemos estado escuchando bolas en todo Lima, hay un daño, pero hay que tomar en cuenta que mucha agente utiliza los sistemas de información para dar falsas alarmas, no olvidemos que el 90% de llamadas a los bomberos son falsas, y por eso hemos aprobado una ley para sancionar este tema”, manifestó.

Para enfatizar este tema, aseguró que solo cinco mil de los 22 mil policías que hay en Lima participaron en la operación de La Parada.

Los otros 17 mil estaban repartidos en toda la ciudad, lo cual desmiente la versión de que toda la fuerza pública estaba en La Victoria, subrayó.

“Estamos trabajando, quiero dar tranquilidad a la población, la Policía trabaja fuertemente para poder garantizar la seguridad”, afirmó.

Jiménez calificó la operación del sábado de ejemplar, pues se realizó sin ningún disparo, y adelantó que servirá de modelo para ingresar a las zonas más peligrosas de Lima donde se guarecen los delincuentes.

“Lo del día sábado ha sido un tema ejemplar, sin ningún disparo, usando armas no letales, que también estamos adquiriendo más, hemos podido recuperar el principio de autoridad, es importante para dar una señal clara que se puede trabajar con la Policía”, afirmó.

Pero además señaló que para este gobierno la seguridad es un tema fundamental, y por eso se está haciendo la mayor inversión en equipos para la Policía Nacional y las Fuerzas Armadas.

Señaló que están en proceso de compra 10 carros rompe manifestaciones, llamados ‘Pinochitos’, pues solo existen dos en Lima; además de 10 mil equipos antimotines.