La abstención parecer ser la gran ganadora de la jornada electoral de este domingo en Venezuela. Aunque el Consejo Nacional Electoral (CNE) no ha dado las cifras de la jornada de este domingo, observadores internacionales dijeron que ésta fue de al menos un 82%. 

El Grupo Lima, a través de su red social de Twitter, explicó que informadores neutrales internacionales aseguran que la abstención fue de al menos un 82,96% del padrón electoral. Reiteraron que no reconocerán el proceso electoral, al igual que Estados Unidos, que informó que "nada cambia con la farsa de las elecciones".

El chavismo, consciente de la poca afluencia de votantes en bastiones tradicionalmente chavistas, ordenó a pocas horas del cierre de las urnas ayudar a la movilización de votantes. 

"Desde mi puesto de mando, le digo al comando Simón Bolívar, atención comando Simón Bolívar, de todos los estados, de todos los municipios, de todas las parroquias, atención las UBCH, Unidades de batalla Bolívar Chávez de todos los centros electorales, vamos a facilitarle al pueblo el transporte para ir a votar", dijo Maduro.

"Vamos a facilitarle al pueblo todo lo que haya que facilitarle para que tengamos un remate de participación verdaderamente histórico, necesario que consolide un día de paz, mientras más votos más paz", dijo Maduro tras asegurar que ha estado haciendo seguimiento "a los niveles de participación".

No faltó el participante que aseguró que no existen colas en los colegios porque el sistema de votación es "uno de los mejores del mundo" lo que se contradice con los opositores al Gobierno que aseguran que el Consejo Nacional Electoral trabaja bajo las órdenes del oficialismo.

Entre las diferencias que destacan entre estas y presidenciales pasadas figura el hecho de que la principal alianza de partidos opositores Mesa de la Unidad Democrática (MUD) decidió no postular candidato y, en cambio, llamar a la abstención, lo que parece haber sido atendido por muchos en vista de la falta de colas.

En vez de vehículos, las calles recibieron a muchos ciudadanos que decidieron salir a trotar y los parques recibieron a muchos padres con sus hijos. Las colas se vieron dentro de comercios y farmacias que abrieron sus puertas con personas que prefirieron aprovechar para intentar encontrar los alimentos o medicamentos que escasean.

Entre tanto, los dos principales rivales de Maduro, el exgobernador Henri Falcón y el expastor evangélico Javier Bertucci han denunciado cientos de violaciones a la ley electoral. Estas faltas habrían sido cometidas por el oficialismo al asistir a los votantes, al ubicar toldos de control del sufragio oficialista a menos de 200 metros de distancia de los colegios y por ofrecer un bono a los votantes, lo que el comando de Falcón, que ha contabilizado 900 denuncias, lee como una "compra de votos".

No faltó el participante que aseguró que no existen colas en los colegios porque el sistema de votación es "uno de los mejores del mundo" lo que se contradice con los opositores al Gobierno que aseguran que el Consejo Nacional Electoral trabaja bajo las órdenes del oficialismo.

¿Elecciones legítimas? "Con este proceso electoral Venezuela se encamina a una etapa de estabilidad política. Tu voto decide: votos o balas, patria o colonia, paz o violencia, independencia o subordinación, el voto tuyo decide, sal a votar", afirmó Maduro, quien aseguró haber sido el primero en sufragar en todo el país.

Esta vez la abstención no fue una propuesta hecha por la oposición. De hecho, los dos candidatos rivales de Nicolás Maduro, Javier Bertucci y Henry Falcón, dijeron que la abstención sería un error, entre otras cosas, porque el chavismo tiene una base fija de votantes del 25%. 

El Frente Amplio Venezuela Libre, que reúne a varios partidos opositores que no acudieron a las elecciones,  ofreció un balance de las “elecciones presidenciales” . Aseguró que la ciudadanía se expresó al no acudir a los "comicios" e indicó que la participación se ubicó en menos de 30 % para dicha hora. 

Los afiliados a los programas sociales del chavismo votan siempre para seguir recibiendo los beneficios de tener el "carnet de la patria". De hecho Maduro dijo durante la campaña que los que tuvieran el documento y votaran recibirían "beneficios especiales". 

En Venezuela no existe la segunda vuelta ni a un quórum electoral. Explican expertos que esto significa que aunque gane la abstención, quien obtenga el mayor número de votos será legalmente el presidente de Venezuela. 

Sin embargo, este argumento y las denuncias de fraude hicieron que países como Chile dijeran que no reconocen el proceso. El mandatario chileno, Sebastián Piñera, aseguró que “las elecciones en Venezuela no cumplen con estándares mínimos de una verdadera democracia. Chile como la mayoría de países democráticos, no reconoce estas elecciones”.

Los votantes de los adversarios de Maduro se quejaron por la ausencia de participantes al asegurar que si los venezolanos no salen a votar "nunca" saldrán "de esto" en referencia al Gobierno chavista.