Caracas. El presidente de Venezuela, Hugo Chávez, reafirmó la necesidad de "acelerar" la ejecución de los planes que contribuirán a desarrollar el nuevo modelo socioeconómico, especialmente en áreas prioritarias para el país.

Anunció la nacionalización de dos empresas relacionadas al sector petroquímico y medidas para acabar con la especulación en alimentos y vivienda.

Igualmente, exigió a sus militantes, trabajadores, gobernadores, alcaldes y ministros seguir trabajando en pro de conseguir los objetivos de cara a 2012.

"Yo llamo a todos a que nadie se canse. El futuro de la patria depende de las acciones de hoy. Hay que acelerar los programas sociales, el socialismo es democracia", dijo durante el Aló, Presidente N° 365, realizado desde la Unidad de Propiedad Social Paula Correa, estado Aragua.

Durante el programa anunció la creación de un instrumento legal que permitirá "rescatar" tierras urbanas para construir viviendas. Al tiempo que establecerá lineamientos para intervenir proyectos habitacionales que se encuentren paralizados.

"Voy a enviar a la Asamblea, antes que me vaya de viaje, el proyecto de Ley Orgánica de Emergencia de Regularización de Tierras Urbanas. Ya le hice dos o tres observaciones, entre mañana y el martes lo dejo listo. Este proyecto es revolucionario, porque nos permitirá acelerar el rescate de tierras urbanas, incluso intervenir construcciones que están paradas o donde estén especulando. Estoy seguro de que la Asamblea de hoy la aprobará", afirmó.

El Gobierno ya cuenta con una Ley de Tierra y Desarrollo Urbano, la cual fue reformada en marzo de este año. En ella se establece la regulación y uso de terrenos, la ocupación de tierras óptimas para la construcción en condiciones de ocio o engorde. Igualmente, prohíbe las invasiones.

Van 178. El presidente Chávez también anunció la adquisición forzosa de los muebles e inmuebles, bienechurías, plantas, equipos industriales y demás activos de todas las compañías que conforman el Grupo Venoco. Así como de la empresa de fertilizantes Fertinitro. Con ellas, ya van 178 compañías expropiadas en el país por parte del gobierno.

Las industrias Venoco eran propiedad de Carlos Kauffmann y Franklin Durán, vinculados con el caso de Guido Antonini Wilson. En el año 2007 formaban parte de la directiva. El gobierno ya había anunciado hace dos años su posible estatización.

El proceso de expropiación en Fertinitro será parcial, puesto que 35% de las acciones se encuentran en manos de Pequiven, mientras que otro lote pertenece a manos privadas: 35% a Koch, 20% a Snamprogetti y 0,001% a Fertilizantes Nitrogenados de Oriente.

Agropatria.  La empresa de distribución de insumos de alimentos Agroisleña se llamará ahora Agropatria. El presidente Chávez aprobó un nuevo listado de precios, en ella se establece la rebaja de 41,7% en el precio de las semillas de caraotas, maíz y arroz; una reducción de 49,3% en 12 tipos de fertilizantes y 43% de descuento en 260 agroquímicos.

"Estamos eliminando la especulación, no estamos perdiendo, no estamos subsidiando, estamos vendiendo a un precio ligeramente superior al costo de producción", acotó.

Hizo referencia, igualmente, a un plan de financiamiento por parte del Banco Agrícola por 15 millones de bolívares fuertes a una tasa de interés de 8% para los productores.

El Fondo de Desarrollo Agrario Socialista (Fondas) aportará unos Bs.F. 100 millones y el Fondo Bicentenario Bs.F. 350 millones, para un total de Bs.F. 565 millones.

Firmó la designación de la nueva junta directiva de Agropatria, cuya presidencia estará a cargo de Riblia Rodríguez y Giomar Rafael Chirinos se desempeñará como vicepresidente.