Caracas. El presidente venezolano, Hugo Chávez, dijo que quisiera que Estados Unidos nombre como embajador en Caracas al director de cine Oliver Stone, al actor Sean Penn o incluso al ex mandatario Bill Clinton.

La semana pasada, la relación entre los dos países se volvió a tensar debido a que Estados Unidos retiró la visa al embajador venezolano, lo que el país petrolero consideró una venganza por la negativa a la designación de Larry Palmer como representante de Washington en Caracas

El desencuentro se inició en agosto tras la nominación de Palmer para la representación diplomática, porque él había dicho a un senador estadounidense que la moral en el ejército venezolano estaba baja y que el mandatario socialista mantenía "lazos claros" con la guerrilla izquierdista de Colombia.

Pero Chávez dijo en una aparición televisada que tenía una solución para el desencuentro entre los dos países.

"Ojalá nombraran a Oliver Stone, lo lanzo de candidato (...) o a Sean Penn, (al activista Noam) Chomsky, tenemos muchos amigos allá. !Bill Clinton¡", dijo Chávez entre risas.

Luego relató una anécdota con la secretaria de Estado de Estados Unidos, Hillary Clinton, durante la ceremonia de posesión de Dilma Rousseff como presidenta de Brasil el fin de semana pasado.

"Yo le dije a la señora Clinton ¿cómo está su esposo? pero me equivoqué porque hablo muy mal inglés y le dije 'how are your wife' y ella se reía entonces le dije 'ah, husband, husband'", lo que desató la carcajada general del gabinete.

Stone presentó en septiembre de 2009 el documental "South of the Border" que relata el resurgimiento de los movimientos políticos latinoamericanos a través de la figura de Chávez.

La cinta incluye entrevistas con los mandatarios de Brasil, Bolivia, Argentina, Paraguay, Ecuador y Cuba.