Caracas. En el cordial saludo que tuvieron la secretaria de Estado de EE.UU., Hillary Clinton, con el presidente de Venezuela, Hugo Chávez, en el marco de la ceremonia de cambio de mando en Brasil, el mandatario latinoamericano le habría planteado a la funcionaria estadounidense su disposición a mantener una relación cordial con ese país.

Según informó el gubernamental Correo del Orinoco citando a fuentes de gobierno, por iniciativa de Clinton se planteó el tema del nombramiento del embajador Larry Palmer -quien no consiguió el beneplácito del gobierno venezolano-. En la oportunidad ella habría preguntar “si era posible tratar directamente con el presidente Chávez el caso del embajador, y Chávez le respondió que sí, siempre y cuando hubiese una rectificación” de EE.UU, afirmó la fuente.

Agregó que “el mandatario reiteró que rectificar es de sabios, y le puso el ejemplo de Bolivia (con la derogación del aumento de precios de los combustibles)”.

En la conversación, Hugo Chávez le planteó a Hillary Clinton su disposición a mantener una relación buena y cordial con Estados Unidos “por un asunto de interés nacional”.

La fuente afirmó que el mandatario venezolano dijo que “nosotros no tenemos en nuestros planes romper relaciones con ningún país. Nosotros no tenemos en nuestros planes romper relaciones con Estados Unidos ni con nadie. Sólo esperamos que ellos rectifiquen de una manera que sea aceptable para nosotros y para el interés nacional y la dignidad nacional”.