Caracas. El presidente venezolano, Hugo Chávez, cumplirá con su promesa de descansar tras el tratamiento de radioterapia al que está siendo sometido para combatir el cáncer, aseguró este lunes la ministra de Salud, Eugenia Sader, lo que lo llevaría a bajar el ritmo de actividad en plena campaña electoral.

Chávez inició este sábado en Cuba el tratamiento, que requerirá cinco ciclos y cuyos efectos secundarios podrían limitar su presencia en la política cotidiana y en su carrera por la reelección en los comicios de octubre, anticipada por analista como la más dura a la que se enfrentaría desde que llegó al poder en 1999.

"El prometió que iba a hacer su reposo y estamos seguros de que lo va a cumplir", dijo Sader en entrevista con el canal estatal VTV. "El paciente del que usted habla, nuestro comandante, es un paciente disciplinado", añadió.

Desde la primera intervención quirúrgica que se le practicó en junio del año pasado para extraerle un tumor canceroso del tamaño de una pelota de béisbol, el líder socialista de 57 años intentó poner freno a su trajinada agenda llena de recorridos y extensos discursos.

Pese a que él mismo dijo que puso voluntad para cumplir con la orden de reposo, muchas veces aceptó que sus hijas lo regañaban por incumplir descansos y horas de comida.

Luego de una segunda operación en febrero de este año, por un pequeño tumor que marcó la reincidencia del cáncer, el militar retirado aseguró que seguirá la disciplina de un cadete.

"El está totalmente activo", sostuvo Sader sin dar mayores detalles sobre el estado de salud de Chávez.

Los venezolanos y analistas y operadores de mercados se preguntan si Chávez estará en forma para competir por un nuevo mandato de seis años, interrogante que se acentúa a medida que se acerca el mes de julio, fecha en que comienza formalmente la campaña.

Chávez se medirá en las urnas con el candidato único de la oposición, el gobernador Henrique Capriles de 39 años.

El gobernante, que ha tomado medidas económicas y sociales en la nación petrolera que califica de "revolucionarias", ha viajado periódicamente a tratarse en Cuba, en medio de críticas de la oposición por no delegar el poder o por no hacerlo en Venezuela.

Sader sostuvo que la decisión de seguir el tratamiento en Cuba se debe a que allí "tiene un entorno de tranquilidad, no hay tanta gente", a diferencia de Venezuela, donde "todo el mundo quiere tocarlo".

Chávez dijo el domingo que retornará a Venezuela el jueves 29 de marzo y que pocos días después viajará a Cuba nuevamente para someterse al segundo ciclo de radioterapia, pero no especificó cuándo culminará el tratamiento completo.

Pese a las dudas sobre su salud, recientes sondeos dan a Chávez una ventaja de más de 20 puntos sobre Capriles, aunque una respetada encuestadora asegura que el presidente y el líder opositor están en un empate técnico que será dirimido por los indecisos.