Copiapó. El equipo de socorristas que busca sacar a los mineros atrapados bajo tierra en Chile realizó una prueba con la cápsula que los subirá hasta la superficie, dijo este lunes el ministro de Minería chileno, Laurence Golborne.

"Se tomó una prueba lo más real posible, con la cápsula Fénix 1 llegando hasta los 610 metros y se introdujo con los sistema de izaje y un guinche improvisado y bajamos el Fénix a este nivel", apuntó el funcionario en una conferencia de prensa desde el Campamento Esperanza, que rodea la mina siniestrada.

Golborne informó que esperan comenzar con el rescate de los operarios a partir de las 00.00 hora local del miércoles (0300 GMT), aunque indicó que si se podía adelantar "sería maravilloso".

"Los resultados de las pruebas han sido muy promisorios, muy positivos, la cápsula se porta muy bien dentro del ducto, se adapta a desplazamiento con encamisado y sin encamisado. No existe movimiento dentro de la cápsula, no existe ni la caída de polvo", agregó.