San José. El secretario general de la Organización de Estados Americanos (OEA) se manifestó a favor de la idea de demarcar bien el territorio entre Nicaragua y Costa Rica, en el marco de la mediación que realiza el organismo regional al conflicto diplomático que mantienen ambos países.

Durante unas declaraciones en Managua, donde estuvo acompañado por el presidente de Nicaragua, Daniel Ortega, afirmó que para solucionar la crisis bilateral la solución “está en un diálogo que permita el amojonamiento de toda la frontera y con base en eso ver los problemas que puedan existir. Estoy de acuerdo con eso y ojalá que en los próximos días podamos reconstruir la confianza”.

Después de su visita a Nicaragua, donde realizó una visita al sector de isla Calero, Insulza regresó a Costa Rica, donde se reunió con el canciller René Castro y autoridades de gobierno, dijo La Nación.

Después del encuentro aclaró que “yo no voy a hablar de mojones, sino de demarcar bien la frontera, de tener claro por dónde pasa en cada lugar del territorio. Hay partes en las que está clara porque es una frontera natural: el margen del río San Juan; pero hay otros puntos, como por ejemplo la parte posterior al Castillo, donde el San Juan se transforma en frontera, en la que hay que afinar la delimitación”.

Por su parte, el embajador de Costa Rica ante la OEA, Enrique Castillo, dijo a La Nación que Nicaragua aún no acepta replegar sus soldados de Costa Rica, pero agregó que hay señales de que podría haber una solución favorable para el país “prácticamente de inmediato”.

Este martes, Insulza presentará un informe sobre la crisis diplomática y sus recomendaciones ante el Consejo de la OEA.