Lima. El jefe del Gabinete Ministerial, Pedro Cateriano, expresó hoy su confianza en que las cancillerías de Perú y Chile trabajen y logren un acuerdo en torno al caso de espionaje militar en perjuicio del país, que mereció dos notas de protesta de Torre Tagle.

"Confío en que las cancillerías trabajen y logren un acuerdo. Ya el Presidente (Ollanta Humala) ha dado declaraciones, lo que lo que queda es esperar", dijo en RPP.

Sostuvo, además, que no se puede estar amarrado a un pasado que no fue feliz, sobre todo a raíz de la guerra del Pacífico, que enfrentó a ambas  naciones, pero incidió en que se deben crear condiciones de confianza mutua para que en el futuro este tipo de prácticas queden desterradas.

Para Cateriano, ha sido un "episodio dramático, doloroso y condenable" que tres marinos peruanos estén involucrados en el caso, pero señaló estar seguro de que los altos mandos de las Fuerzas Armadas  adoptarán las medidas necesarias para que esa  conducta no se repita.

El gobierno peruano evalúa la última respuesta enviada por Chile a la segunda nota de protesta que envió la Cancillería a raíz del espionaje, sobre el cual se ha asegurado existen pruebas fehacientes.

Se espera, como lo ha expresado el propio Jefe del Estado, las satisfacciones del caso y el compromiso de que no se repitan.

Cateriano recordó que Perú y Chile dieron un ejemplo al mundo sobre el respeto al derecho internacional, con la ejecución del fallo de la Corte Internacional de Justicia de La Haya, que definió el límite marítimo entre ambos países en enero de 2014.

Reconoció que lamentablemente, luego de aquel proceso exitoso, surgió el incidente del espionaje militar.